Gipuzkoa Basket

La matrícula de honor, al alcance de la mano

Confianza. Swing (izquierda) trata da defender a Fakuade con Pardina al fondo en un entrenamiento en Illunbe./LOBO ALTUNA
Confianza. Swing (izquierda) trata da defender a Fakuade con Pardina al fondo en un entrenamiento en Illunbe. / LOBO ALTUNA

El GBC busca su tercer triunfo consecutivo (12.30 horas) a costa del sólido UCAM Murcia, que destaca por sus grandes tiradores

RAÚL MELEROSAN SEBASTIÁN.

La cosa va de exámenes. El Gipuzkoa Basket se trajo un sobresaliente de Madrid tras su visita al Estudiantes, después de barrer de la pista a los del Ramiro por 75-92. Hoy toca el Universidad Católica de Murcia, el UCAM de la localidad del Mar Menor, pero en Illunbe (12.30 horas, Movistar Plus).

El 'profe' Fisac ya ha alertado a los suyos y saben que después de dos grandes exámenes hay que seguir estudiando porque las notas definitivas serán a finales de mayo y hay que hacer acopio de buenas calificaciones, traducidas en victorias, para no pasar apuros. «No hemos hecho nada», proclamó el segoviano el viernes pasado en un claro toque de atención a su grupo para que nadie se relaje.

Ayer
Unicaja-Betis 99-71
Burgos Estudiantes 72-87
Mañana
Bilbao Basket-Zaragoza 12
30
Fuenlabrada-Baskonia 12
30
Andorra-Gran Canaria 12
30
Gipuzkoa Basket-UCAM Murcia 12
30
Joventut-Tenerife 12
30
Valencia-Real Madrid 18
30
Barcelona-Obradoiro 19
00

Si el UCAM hinca la rodilla este mediodía en Illunbe, el conjunto donostiarra estaría encaminado a igualar su mejor arranque liguero, que data de la temporada 10/11. En aquella campaña, el GBC, guiado por Pablo Laso, comenzó la liga con un balance de 4-1. Salió derrotado en su estreno en Fuenlabrada, pero después encadenó cuatro triunfos consecutivos frente a Cajasol de Sevilla, Menorca, Estudiantes y Valladolid. Su siguiente derrota llegó en la sexta jornada cuando perdió en cancha del Real Madrid. Así las cosas, vencer hoy al UCAM y el próximo fin de semana en el Buesa Arena, significaría igualar el mejor inicio de campeonato para el Gipuzkoa Basket en sus diez comparecencia en la Liga Endesa.

Hay ganas de ver buen baloncesto y sobre todo al GBC en Illunbe. En el estreno de los de Fisac en la cancha donostiarra dolía ver el aspecto de las gradas que hoy va a mejorar de forma notable. El técnico del GBC tiene entre ceja y ceja acumular cuantos más triunfos para ir dejando tierra de por medio a los dos puestos de descenso. Sin duda que es el objetivo del GBC y aunque hoy tienen un enemigo de cuidado, las excelentes sensaciones que han dejado las tres primeras jornadas obligan a ser optimista para que los de Ibon Navarro se vayan hoy de vacío del Donostia Arena.

No hay novedades físicas en el cuadro donostiarra y aunque la semana se ha hecho larga, comparada con la anterior tras la disputa de tres encuentros en apenas siete días, el grupo se ha mostrado concentrado trabajando tanto en el Gasca como en Illunbe.

Máximo respeto

Enfrente del GBC estará un buen equipo que destaca por tener excelentes tiradores. Llega con dos bajas en los puestos interiores, Faverani y Antelo (posiblemente sus dos piezas titulares), pero presenta una nómina de cuatro postes: Delía, Tumba, Lukovic y el exGBC Julen Olaizola, con Soko pudiendo ayudar al 'cuatro'.

El máximo peligro del cuadro murciano lo representan Álex Urtasun, Vítor Benite y Brad Oleson, especialistas los tres en el triple y a los que habrá que intentar bajar sus porcentajes. Sadiel Rojas, quien encarna la máxima intensidad en una pista de basket, está tirando mejor que nunca y Clavin Hannah en el puesto de base es un jugador con buena mano.

Los murcianos guardan máximo respeto al GBC y en declaraciones de su entrenador, Ibon Navarro. «Va a ser un partido muy difícil, contra un equipo que lo está haciendo bien y que maneja bien los pocos malos momentos que tienen durante los partidos. Están en una situación que quizás no esperaban y juegan con las ideas muy claras y mucha calma. Tenemos que saber muy bien lo que queremos hacer y controlar sus mejores armas, como el rebote», explicó el técnico gasteiztarra.

Navarro tuvo palabras para el estelar inicio de temporada de Henk Norel con sus dos MVP consecutivos. «Ha empezado al nivel del equipo. Me preocupa la facilidad con la que está reboteando en los dos aros. Cada vez que coge un rebote, es un palmeo dentro. Tenemos que conseguir que no juegue fácil y debe ser una labor de todo el equipo», recordó el entrenador del UCAM.

Fotos

Vídeos