Gipuzkoa Basket

Los triples del Unicaja hunden al Delteco

Norel pelea por un balón ante el Unicaja. /EFE
Norel pelea por un balón ante el Unicaja. / EFE

Los de Fisac solo han sido capaces de aguantar hasta el minuto cinco y después no han podido frenar la avalancha de acierto malagueña

RAÚL MELERO

En resultados y partidos como este domingo, tras una exhición en el tiro del rival, suelen aparecer dos preguntas para intentar explicar lo sucedido sobre la pista: ¿El Unicaja hubiera ganado a los mismísimos Golden State Warriors de tener ese acierto en el tiro? o ¿La defensa del Delteco GBC no estuvo a la altura?

Normalmente, y parece que en este caso también es así, no suele ser blanco ni negro. Suele haber un poco de cada. El Unicaja ha visto este domingo el aro como una piscina de grande y un equipo así en racha es imparable. Y probablemente el conjunto guipuzcoano ha debido estar más intenso atrás o permitir menos lanzamientos de tres puntos a su rival. Aunque, a decir verdad, quizá con algo más de defensa hubiera caído igualmente por diez o por quince puntos.

Los veinte triples anotados por el conjunto andaluz se convierten en el récord del equipo en su larga andadura en la ACB a solo uno del récord de la Liga. Por cierto que esos 21 son propiedad del Valencia, que se los endosó al Gipuzkoa Basket en Illunbe hace un par de temporadas en un choque que acabó 79-121. Además, los 114 puntos de este domingo constituyen la mayor anotación del Unicaja jugando como local en su dilatada andadura en la máxima categoría del baloncesto estatal.

114 Unicaja (30+29+28+27)

Alberto Díaz (9), Salin (12), Dani Díez (8) Brooks (9), Augustine (6) -cinco inicial-, Okouo (5), McCallum (7), Rosa (2), Milosavljevic (8), Nedovic (32), Waczynski (9) y Suárez (7)

88 Delteco GBC (19+22+22+25)

Kenny Chery (10), Salvó (16), Fakuade (8), Swing (5), Norel (7) -cinco inicial-, Agbelese (9), Van Lacke (-), Pérez (6), Oroz (5), Pardina (9) y Clark (13).

Árbitros
Perea, Castillo y Martínez. Sin eliminados
Incidencias
Partido correspondiente a la vigésima segunda jornada de la Liga Endesa, disputado en el Palacio de Deportes José María Martín Carpena ante 6.780 espectadores.

Si a todo eso le sumamos una actuación colosal de Nemanja Nedovic que ha hecho 32 puntos con seis triples, en 23 minutos de juego, está todo dicho. Sí, han leído bien: 32 puntos en 23 minutos para 37 de valoración. Es su mejor partido desde que es profesional, desde que debutó en el Estrella Roja. Cuando Joan Plaza lo ha sentado a falta de cinco minutos para el final, el público del Carpena se ha puesto en pie para dedicarle una larga ovación que Nedovic ha agradecido.

La vida sigue igual

Perder, aunque sea así, si el resto de rivales también lo hace, duele menos. Es lo que tienen que pensar los jugadores de Delteco GBC tras el varapalo de Málaga. Es una lástima porque había depositadas esperanzas de que el cuadro donostiarra pudiera dar la campanada en la Costa del Sol y lograr un hito más en esta excelente temporada aprovechando la lesión de Shermadini y el cansancio del Unicaja tras haber jugado en Moscú 48 horas antes. No ha podido ser.

La jornada no es ni mucho menos mala porque todos los equipos de abajo han perdido, con lo que el colchón sobre los puestos de descenso se mantiene y ha pasado ya otra jornada más. Se entra de lleno en el último tercio de competición y el Delteco navega con cuatro triunfos más el averaje de distancia con el Betis, que sería el segundo equipo en descender a día de hoy junto con el Joventut.

Lo peor que le puede pasar al conjunto que entrena Porfirio Fisac es que este resultado haga mella en la moral de los jugadores ante los últimos doce partidos que comenzarán el próximo domingo. Seguro que la plantilla, después de caer por treinta puntos, deseará desquitarse y brindar un triunfo ante su afición el domingo que viene contra el Estudiantes a partir de las 18.00 horas.

El Delteco solo le ha podido aguantar al Unicaja hasta el minuto cinco de partido. El buen hacer de Fakuade, que ha anotado ocho puntos de los primeros doce del GBC, ha hecho albergar alguna esperanza, aunque estas se han disipado en un abrir y cerrar de ojos. Dos triples de Alberto Díaz y otro de Sasu Salin han sido el principio del fin para la escuadra donostiarra. El Unicaja, hasta el primer tiempo muerto de la televisión con 20-14 (min. 7) llevaba un espectacular seis de nueve desde al arco. Y no, no se han agotado ahí los aciertos. Han durado todo el choque para escarnio del equipo guipuzcoano.

Ha salido Nedovic. Y el serbio ha martilleado al aro donostiarra, primero desde el tiro libre. Ni Van Lacke, ni Swing, ni Chery, ni Pardina... nadie le ha podido parar. Después del triple ha llegado el acierto desde el tiro libre para cerrar el primer cuarto 30-19 favorable a los malagueños.

Las claves

Nedovic, MVP
32 puntos en 23 minutos. Seis triples de nueve intentos y diez tiros libres sin fallo. Duele una exhibición así en contra del GBC, pero solo queda aplaudir
Triples
Veinte lanzamientos desde el 6,75 anotó el Unicaja. A uno de hacer el récord de la ACB. Lo hizo además con un 62% de acierto (20 de 32). Metió ocho en el tercer cuarto.
Tiros libres
Fisac dijo en la previa no estar preocupado tras el 48% que firmó su equipo en Bilbao. Ayer volvió a estar desacertado e hizo un 62%, 16 anotados de 26 intentados.

Un triple de Chery ha bajado la distancia de los diez tantos, pero la batería exterior del Unicaja ha continuado a lo suyo. Waczynski ha salido, Nedovic ha hecho doce puntos en este segundo cuarto y con algunas acciones de McCallum y Mirosaljevic, los de Joan Plaza han cogido veinte puntos de diferencia, 55-33 (min. 17). El Delteco no podía seguir el ritmo de los verdes. Norel y dos triples seguidos de Pardina y Dani Pérez han bajado de la barrera de los veinte puntos. El partido era un querer y no poder para el Delteco. Ni con defensa en zona, ni en individual, ni en match up. Nada. El Unicaja no cesaba de anotar. Ha hecho 59 puntos al descanso.

Sin opción de reacción

De esos 59 puntos, el Unicaja solo ha metido doce desde la pintura. El resto ha llegado desde el tiro libre y el exterior. La zona que este domingo no ha podido atajar el Delteco GBC.

Por si había alguna duda, tras una canasta con adicional de Henk Norel, han llegado tres triples consecutivos de los locales, dos del finés Salin y otro del exGBC Dani Díez, 68-44 (min.22). Nuevo bofetón en el rostro de los guipuzcoanos que han visto cómo los puntos caían incesantemente en el casillero del Unicaja.

Los de Plaza no han tenido piedad. En el tercer cuarto han anotado ocho lanzamientos desde el 6,75. Los mismos que el Gipuzkoa Basket en todo el partido, con Nedovic como principal protagonista. La muñeca del de Nova Varos echaba humo. Hasta ha intentado anotar desde el suelo. Las distancia en el acto final ha llegado hasta los treinta puntos y por el GBC, los Salvó, Clark o Chery han intentado maquillar un marcador que duele mucho mirarlo.

La semana que viene, la historia será diferente recibiendo al Movistar Estudiantes con el calor del público de Illunbe como aliado.

Más información

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos