Diario Vasco
El técnico del RETAbet.es GBC, Porfi Fisac, da indicaciones a sus jugadores.
El técnico del RETAbet.es GBC, Porfi Fisac, da indicaciones a sus jugadores. / JOSÉ MARI LÓPEZ

GIPUZKOA BASKET

«Somos un equipo que siempre da en la pista lo que tiene dentro»

  • Fisac cree que el partido en Lleida «solo se podía decidir a cara o cruz» por el nivel de ambos clubes, una balanza que decantó Uriz con un canastón a tres décimas del final

Porfi Fisac vibró como el que más después del canastón de Ricardo Uriz que vale más que el oro y permite al RETAbet.es GBC ponerse 7-2 en la clasificación tras superar a otro sólido rival como el Lleida en su cancha. El técnico del Gipuzkoa Basket reconoce que fue «un partido muy atractivo de ver para los aficionados porque somos dos equipos que si tenemos algo dentro, lo damos siempre sobre la pista».

Cree Fisac que cosechar buenos resultados cada jornada favorece al desarrollo de los entrenamientos y el día a día en el seno de los equipos, dinámica en la que se encontrarían el GBC y también el conjunto catalán, con el que comparte posición en la tabla con idéntico reparto de triunfos y derrotas. «Es cierto que los resultados al final te acaban marcando el trabajo de cada día y si el Lleida está con nosotros ahí es por eso, porque tiene un gran colectivo y una forma de actuar adecuada».

Fue un choque con alternativas, vistoso y que permite ver con optimismo el horizonte deportivo. El RETAbet.es GBC no es una mera suma de jugadores, no se basa en unas individualidades salvadoras; sino que destaca por su fortaleza como equipo, una coral donde el trabajo se reparte, la anotación también y existe la certeza de que si alguien falla, otro aparecerá para reemplazarle y igualar su aportación. Contar con esa fiabilidad es una virtud que muchos querrían tener para sí en su vestuario. Es lo que Fisac quiere ver en este RETAbet.es GBC que navega por LEB Oro y lo que en este arranque de temporada se está vislumbrando, con más o menos acierto.

Respecto a cómo se desarrollo el partido en el Barris Nord, hizo hincapié en todo el trabajo que realizaron sus jugadores para llegar con opciones a ese fatídico último minuto, si bien la marea se revolvio en instantes determinados: «Hemos estado muy centrados durante los primeros cuartos, subiendo la intensidad y recuperando más balones que ellos. Es lo que nos ha permitido tener un margen de ventaja en esos momentos».

Capaz de lo mejor y lo peor

Luego llegó la reacción lógica del Força Lleida, achacable a esos augurios de Fisac que parece que se convierten en realidad. Ya había manifestado el técnico del GBC que su plantilla es capaz «de lo mejor y de lo peor». Si bien demostró una cara fiable, certera e imparable en el demodelor parcial a favor que se elevó hasta el 19-0, la alegría se desdibujó rápidamente del rostro con ese 2-12 de los compases finales, que afortunadamente Uriz resolvió con maestría.

«Nuestro cansancio y su empuje en las rotaciones que hemos hecho nos han costado que se pusieran por delante en el marcador. Pero como no podía ser de otra manera, el partido se tenía que decidir a cara o cruz entre los dos equipos que en mi opinión mejor baloncesto están haciendo. Nos ha tocado a nosotros y en otra ocasión la canasta será suya», zanjó Fisac.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate