Gipuzkoa Basket

El GBC aspira a tener un último tiro

Arzallus, en la última junta con los consejeros Falcón y Gabilondo. / SARA SANTOS

Sigue sin concretar un patrocinador a 24 horas de que se cierre el plazo para inscribirse en la ACB y quiere agotar todas las opciones de ascenso

RAÚL MELEROSAN SEBASTIÁN.

Quizá fuese premonitorio que el Gipuzkoa Basket durante la temporada regular no jugase ninguna prórroga. Tiempo extra en el que parece que ha entrado el conjunto donostiarra que busca desesperadamente recursos que le hagan reunir los 2,4 millones de euros para poder inscribirse en la ACB.

El GBC va a llegar a los segundos finales de su particular partido con un 'último tiro' a canasta. Cuando al reloj le falta poco para llegar a cero, con todo lo que esto supone.

La presidenta del club donostiarra, Nekane Arzallus mantuvo en la tarde de ayer una larga reunión con representantes de la Diputación foral, con Denis Itxaso a la cabeza, para explicar cuál es la situación del equipo a veinticuatro horas de que se cierre el plazo para presentar la documentación en la ACB y también para solicitar un ayuda que pudiera aclarar el negro panorama que se cierne sobre el cielo del Gipuzkoa Basket. Los protagonistas mantuvieron silencio sobre lo abordado.

El GBC estima que «hasta el último minuto» va a agotar sus opciones de inscribirse en la ACB

La cautela es el principal arma que maneja la entidad de Illunbe y fuentes cercanas al club apuestan a que «hasta el último minuto no se va a poder saber» si el Gipuzkoa Basket puede tener el músculo monetario suficiente para inscribirse en la liga.

El límite, mañana

Teniendo en cuenta el último movimiento trazado por el ente foral el pasado verano cuando instó al GBC a no seguir en la ACB y dar un paso atrás para jugar en la LEB, no parece que la Diputación auspicie y vea con buenos ojos una salida en la élite sin tener todos los frentes bien cubiertos.

Al GBC le hace falta una patrocinador principal que le resuelva parte de sus ingresos y dote de estabilidad al proyecto en la máxima categoría. Las últimas experiencias se saldaron con tres descensos en los últimos cuatro años, y la presidenta y consejo de administración no quieren volver a pasar penurias deportivas y económicas.

A pesar de que las condiciones de acceso a la Liga ACB se han modificado y ablandado, el Gipuzkoa Basket se las está viendo y deseando para concretar el dinero suficiente para poder inscribirse en la ACB.

Son 400.000 euros los que le hacen falta para inscribirse, la cuarta parte del valor de participación que asciende a 1,6 millones de euros. Eso por un lado, y por otro debería presentar mañana una presupuesto verificable por la ACB como mínimo dos millones de euros.

Nada que ver con los 4,7 millones de euros (tres millones de canon de cuota de entrada y 1,7 de Fondo de Regulación de Ascensos y Descensos) que solicitaba la ACB la pasada temporada y que dejó sin efecto ascensos durante las últimas seis temporadas, a excepción del Morabanc Andorra.

El límite que fija el organismo presidido por Francisco Roca es el sábado a las doce de la noche para que los dos clubes ascendidos desde la LEB, GBC y Burgos, presenten todos los documentos requeridos. Muy pendientes de lo que suceda están el Betis Energía Plus de Sevilla y el Manresa, los dos descendidos de la ACB y que pueden tener la oportunidad de seguir si donostiarras y burgaleses no concretan las condiciones.

También el Sammic Iraurgi está pendiente en lo que suceda, ya que cambia mucho el panorama en el baloncesto guipuzcoano según la categoría donde milite el GBC. Poco tiempo y un solo tiro a canasta.

Fotos

Vídeos