Fútbol

Primera

Jornada 10

El Getafe remonta en cinco minutos

El Getafe remonta en cinco minutos

La Real se adelantó por obra de Oyarzabal, pero Ángel y Jorge Molina, de penalti, dieron la vuelta al marcador

EFEGetafe/San Sebastián

El Getafe se impuso a la Real Sociedad en un duelo vibrante en el que ejerció de protagonista principal Ángel Rodríguez, que salió en la segunda mitad, neutralizó el tanto inicial de Oyarzabal y sufrió el penalti que marcó Jorge Molina para dar la vuelta al marcador.

El conjunto donostiarra, lanzado por el buen rendimiento a domicilio en el campeonato liguero, llegó a Getafe como un vendaval y a los cinco minutos golpeó de manera contundente por medio de Oyarzabal, que cruzó a la perfección, con su pierna derecha ante Guaita, un balón cedido a la carrera y al espacio por Januzaj.

2 Getafe

Guaita; Damián Suárez, Cala, Djené, Antunes; Álvaro Jiménez (Portillo, m.69), Markel Bergara, Arambarri (Sergio Mora, m.69), Fajr (Ángel, m.56); Amath y Jorge Molina.

1 Real Sociedad

Rulli; Odriozola, Llorente (Elustondo, m.67), Iñigo Martínez, De la Bella; Xabi Prieto, Zubeldia, Canales (Rubén Pardo, m.77); Oyarzabal, William José y Januzaj (Carlos Vela, m.59).

Goles
M.5 Oyarzabal; 1-1: M.77 Ángel; 2-1: M.84 Jorge Molina, de penalti.
Árbitros
Sánchez Martínez (Comité murciano). Amonestó a Damián Suárez (m.76) y Antunes (82), del Getafe; y a De la Bella (56) y Rulli (84), de la Real Sociedad.
Incidencias
Encuentro correspondiente a la décima jornada de la Liga Santander, disputado en el Coliseum Alfonso Pérez de Getafe (Madrid), ante 11.010 espectadores.

El gol le llegó demasiado pronto al Getafe, que tuvo que recomponer su ánimo en un momento delicado de la temporada, después de haber sufrido ya cuatro derrotas en el Coliseum ante su afición.

La pareja atacante del conjunto azulón, Jorge Molina y Amath, encontró muchos problemas para recibir balones en zonas de peligro para la defensa de la Real y casi todo el bagaje ofensivo de su equipo llegó por el costado derecho de Álvaro Jiménez.

Aún así, el equipo vasco apenas sufrió para frenar los escasos ataques del Getafe y vivió una primera parte muy tranquila en la que se sintió demasiado cómodo sobre el césped controlando la posesión con Xabi Prieto, Zubeldia y Canales.

En la segunda parte, el Getafe salió con una marcha más que su rival, sobre todo a nivel de intensidad, y en esa fase inicial sí dio síntomas de mayor peligro, gracias a la destreza de Jorge Molina para bajar balones, darse la vuelta y pensar con el esférico en los pies.

Para reactivar a la Real Sociedad, algo más espesa en la segunda parte, Eusebio dio entrada al mexicano Carlos Vela, que se situó en la banda izquierda. Desde esa posición realizó un par de acciones que metieron el miedo en el cuerpo al Getafe.

Esa mejoría del conjunto donostiarra vino acompañada de ocasiones. Una de ellas muy clara, a los 66 minutos, con una jugada a la contra que no supo culminar Odriozola, cuyo disparo solo ante Guaita lo sacó el portero en el mano a mano.

Bordalás también buscó aire fresco en su equipo y metió en el césped a Ángel, Portillo y a Sergio Mora. Este último cambio, el de Mora por el uruguayo Mauro Arambarri, no lo aprobó la afición, que mostró su descontento con una sonora pitada.

Sin embargo, con los cambios mejoró el Getafe, que empezó a encadenar ocasiones para marcar, alguna muy clara como el cabezazo de Bergara que sacó con una estirada Rulli.

Su empeño de los últimos minutos le dio frutos al Getafe con el gol del empate, que llegó por medio de Ángel, que batió por bajo a Rulli tras recibir un balón de Portillo.

El delantero canario también fue protagonista unos minutos después, cuando fue derribado en el área por un defensor y el árbitro decretó la pena máxima. Desde el punto de penalti no falló Jorge Molina.

A la Real Sociedad le costó asimilar los dos zarpazos del Getafe, sobre todo después de haber perdonado ocasiones para marcar el segundo y dejar sentenciado el choque cuando pudo. Con más intención que ideas, se mostró incapaz de sobreponerse a la garra de un rival que frenó en seco una mala racha de cuatro partidos sin ganar.

Fotos

Vídeos