Fútbol

Copa

Dieciseisavos | Ida

Apagón en el Heliodoro

Un lance del choque copero Tenerife-Espanyol. /Efe
Un lance del choque copero Tenerife-Espanyol. / Efe

El Tenerife y el Espanyol igualan a nada en un partido que se retrasó por un fallo eléctrico

EFESANTA CRUZ DE TENERIFE

El Tenerife acabó azuzando en una buena parte del encuentro a un impávido RCD Espanyol, que tuvo a su inconmensurable cancerbero Diego López en su jugador más destacado al abortar las claras ocasiones de que dispuso el conjunto tinerfeño.

La ostensible diferencia, tanto de Categoría como de potencial, se evidenció ya desde los primeros instantes, puesto que el cuadro espanyolista no sólo se mostró con una mayor lucidez y confianza sobre el terreno de juego sino que, además, maniató por completo a su rival insular, sobre todo a su engranaje creativo.

0 Tenerife

Carlos Abad; Luis Pérez, Jorge Sáenz, Aveldaño, Nahuel; Aitor Sanz (Juan Carlos, min. 46), Alberto, Acosta; Suso, Malbasic (Longo, min. 78); y Brian Martín (Casadesús, min. 65).

0 Espanyol

Diego López; Sergio Sánchez, Naldo, David López, Dida; Diop, Marc Roca; Hernán Pérez (Gerard Moreno, min. 67), Granero (Aarón, min. 59); Álvaro y Sergio García (Melendo, min. 49).

árbitro
José Luis González González (Comité Castellano Leonés). Amonestó al jugador visitante Diop.
incidencias
Encuentro de ida de los dieciseisavos de la Copa del Rey disputado en Heliodoro Rodríguez López, de Santa Cruz de Tenerife, ante 13.925 espectadores.

Este monólogo del cuadro catalán duró unos veinte minutos, tiempo que tardó el equipo tinerfeño en llegar con verdadera intencionalidad a las inmediaciones del área defendida por Diego López, pero sin chutar a puerta, aunque tampoco los atacantes visitantes se prodigaron mucho en este último apartado.

El defensor David López fue el primer en tantear a Carlos Abad con un disparo a media altura, tras un córner ejecutado por Granero en el minuto veintisiete, pero el meta se hizo con el control del balón sin problema alguno.

Momentos de auténticos aprietos sí que pasó el portero visitante Diego López, sobre todo en el minuto treinta y seis cuando un remate de espalda de Malbasic estuvo a punto de sorprenderle, pero el experimentado cancerbero reaccionó a tiempo y pudo despejar a córner el envenenado remata del delantero balcánico.

Poco después, Diego López se vio de nuevo obligado a realizar otra meritoria intervención, otra vez ante un disparo raso del propio Malbasic, aunque en la recta final de este primer periodo fue el hondureño Acosta el que también probó fortuna desde fuera del área y recibió idéntica respuesta del meta visitante.

La reanudación se inició con otro sobresalto para Diego, esta vez con un mano a mano con el atacante tinerfeño Brian Martín que se saldó a favor del portero.

Carlos Abad, por su parte, también se mostró muy sobrio ante un disparo a bote pronto de Melendo en el minuto cincuenta y uno, y un defensor catalán se alió poco después con su portero y rozó ligeramente el balón para impedir que el remate de Malbasic, a centro de Luis Pérez, pusiese a su meta en un gran brete.

Un franco balón que le llegó a los pies de Casadesús en el setenta y tres, tras una galopada de Malbasic, lo desaprovechó el atacante al enviar el balón a las manos de Diego López, mientras que Acosta, en el ochenta y tres también disparó desde la frontal, acabando el balón en los guantes del meta.

Pero el cuadro catalán también se prodigo en ataque en esta recta final, pero Carlos Abad solventó con éxito dos disparos visitantes, lo mismo que también hizo Diego López en un último disparo lejano de Acosta.

Temas

Fútbol

Fotos

Vídeos