Giro de Italia

Solo habrá un único Jerusalén para el Giro

La organización de la carrera deja de referirse a la parte «oeste» de la ciudad ante la presión del Gobierno israelí de retirarse del proyecto

LUCA CORSI SAN SEBASTIÁN.

Cuando la principal noticia del Giro de Italia parecía que se había desvelado el pasado miércoles, con la confirmación de la participación del británico Chris Froome en la carrera italiana, todavía quedaba una sorpresa por llegar. Y no menos importante. De hecho, por momentos, la propia organización de la prueba, que este año parte desde Jerusalén, estuvo ayer en el aire ante las amenazas del Gobierno israelí de retirarse del proyecto. Un día después de la presentación oficial de la prueba, los ministros de Turismo y Cultura pusieron el grito en el cielo porque la web de la competición diferenciaba en su promoción la parte occidental de la ciudad de la oriental, que la comunidad internacional considera territorio palestino ocupado, mientras que el Gobierno israelí no. Finalmente, la organización del Giro cedió y solo habrá un único Jerusalén a efectos de la carrera, que arranca el próximo 4 de mayo.

Así pues, los organizadores del Giro de Italia renunciaron al nombre de 'Jerusalén-Oeste' como ciudad de salida de la edición de 2018, para referirse en adelante a Jerusalén, como exigía Israel. La página de internet del Giro en inglés, que se refería a «Jerusalén Oeste», refleja ya el término Jerusalén.

El gobierno israelí había amenazado a los organizadores del Giro de Italia con romper su patrocinio si se mantenía el término 'Jerusalén-Oeste'.

Los dirigentes israelíes estiman que esa denominación implica una partición de Jerusalén entre 'oeste' y 'este', mientras que, según ellos, la ciudad está unida desde la anexión de Jerusalén-Este en 1980.

La comunidad internacional no reconoció nunca esta anexión. La ONU habla de Jerusalén-Este, parte palestina de la ciudad, como de un territorio ocupado.

Los palestinos quieren hacer de Jerusalén-Este la capital del Estado al que aspiran, y el estatus de la ciudad Santa es una de las cuestiones más espinosos a la hora de resolver el conflicto palestino-israelí.

En el plan de compartir Palestina adoptado por la ONU en 1947, y cuyo 70º aniversario acaba de tener lugar, Jerusalén forma un «corpus separatum» bajo régimen internacional especial, administrado por la ONU.

Motivos «técnicos»

Preguntados sobre las razones del cambio de apelación, los organizadores del Giro explicaron por su parte que la denominación Jerusalén-Oeste había sido inicialmente utilizada por motivos «puramente técnicos», porque es esa parte de la ciudad la que recorrerá el pelotón.

Esa elección está «desnuda de toda valoración política», hizo saber el Giro.

La ministra israelí de Deportes, Miri Regev, y su homólogo de Turismo, Yariv Levin, se mostraron «felices por la rápida decisión» de los organizadores.

La edición 101 del Giro de Italia tomará la salida el 4 de mayo de 2018, por primera vez fuera de Europa. Tendrá un comienzo inédito al salir de Israel (acogerá tres etapas), pasará por subidas emblemáticas de la península italiana y cambiará el habitual final en Milán por la capital, Roma.

La carrera tendrá dos etapas cronometradas (una de 9,7 km y otra de 34,5) y seis finales en alto.

Está confirmada la presencia de Chris Froome y los ídolos locales Vincenzo Nibali y Fabio Aru. Falta saber si Tom Dumoulin se apuntará también a la fiesta de la ronda italiana.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos