Ciclismo | Giro de Italia

El muro de la tercera semana examina a Yates

Simon Yates, de rosa en el podio tras la etapa del Zoncolan./AFP
Simon Yates, de rosa en el podio tras la etapa del Zoncolan. / AFP

Xabier Muriel, preparador del Euskadi-Murias, opina que el mayor riesgo para el corredor inglés sería haber llegado demasiado en forma a la salida

IÑAKI IZQUIERDO

Entre Simon Yates (Mitchelton) y Roma se alzan los Alpes y el muro de la tercera semana, donde los esfuerzos pasan factura y el agotamiento acecha a la salida de cualquier curva. El territorio de los grandes fondistas. ¿Aguantará el inglés la maglia rosa frente al previsible envite de Tom Dumoulin (Sunweb) y su potente motor?

Nadie tiene la respuesta más que la carretera, que dictará sentencia. La contrarreloj de hoy (34,2 kilómetros) y las tres jornadas alpinas del jueves (Pratonevoso), viernes (Bardonecchia) y sábado (Cervinia) decidirán este Giro.

El preparador del Euskadi-Murias, Xabier Muriel (Zaldibia, 36 años), cree que la planificación del Mitchelton permitirá a su líder ser competitivo en esta última semana. «Es un equipo que trabaja muy bien, muy metódico y me inspira confianza. Lo normal es que los ciclistas lleguen a una vuelta de tres semanas bien pero sin estar espléndidos. Lo habrían planeado así, pero él se habrá encontrado bien, se le ha presentado la oportunidad y ya estamos viendo el resultado».

Opina que «la planificación estará bien hecha. Equipos como el Mitchelton o el Sky llevan todo minuciosamente. Está claro que empezó muy fuerte porque desde las primeras etapas está muy arriba. Esta semana será la que diga si llegó demasiado bien o no». Recuerda cómo hace dos años su hermano Adam y Esteban Chaves fueron a más en el Tour (4º) y el Giro (2º), respectivamente, y cree que esos resultados respaldan la opinión de que el Mitchelton (entonces Orica) mide bien la aproximación a la tercera semana de carrera. «Lo tendrán todo bien calculado»

El técnico del Euskadi-Murias cree que «Dumoulin puede incluso ponerse de líder en la crono» de hoy pero a Yates «le quedarán tres etapas de montaña». En su opinión, «el Giro lo tiene ganado porque se ve que es superior al resto, está a más nivel que el resto de favoritos. La clave es que no acuse haber estado tan bien desde el principio».

«Sobrevivir»

Xabier Muriel avisa de que «en las grandes vueltas, de lo que se trata en la tercera semana es de sobrevivir. Los corredores están medio muertos y ya no tienen chispa ni rapidez, pero en las largas distancias van bien. La recuperación es clave, y los grandes fondistas recuperan muy bien. Mikel Nieve es un ejemplo de esta clase de corredor».

A sus 25 años, Simon Yates lleva tiempo compitiendo en vueltas de tres semanas, por lo que sabe lo que se trae entre manos. En las dos últimas temporadas, ha terminado en el top 10 dos veces, sexto en la Vuelta a España de 2016 y séptimo en el Tour de Francia del año pasado. Es decir, que el inglés no es alguien que haya caído del cielo. Ya era un ciclista sólido, aunque nunca había mostrado la brillantez que está exhibiendo hasta ahora en este Giro.

«No sé si dos minutos son suficientes, porque así estaría bastante más tranquilo» Simon Yates, Mitchelton

«El Zoncolan fue una experiencia tan increíble que no me arrepiento ni un segundo por vaciarme» Chris Froome, Sky

«No sé si dos minutos son suficientes», admite Yates en relación a los 2:11 en que aventaja a Dumoulin. «Me gustaría saberlo, porque así estaría un poco más tranquilo. Llevo toda la carrera intentando sacar tiempo y he tenido mucho éxito algunos días, pero mi ventaja puede ser anulada en un solo día, en una sola crono. No se puede decir que esté cerca de la victoria. Dos minutos parecen mucho pero no lo son contra alguien como Tom Dumoulin».

Más o menos, todo el mundo saca sus cuentas y opina que el holandés recortará casi toda la diferencia que cede sobre Yates, o que incluso le arrebatará el rosa. Francesco Moser cree que Dumoulin no llegará a alcanzar el liderato. Con 34 kilómetros, si el campeón del mundo mete cuatro segundos por kilómetro al inglés (que es mucho) le sacaría 2:16 y sería líder por cinco segundos, ya que en la contrarreloj no hay bonificaciones.

Dumoulin ha demostrado que puede ganar una gran vuelta el último día, como hizo el año pasado en Milán (aunque también perdió una Vuelta en la penúltima etapa). Froome nunca ha protagonizado una remontada de última hora. Y Yates está ante la oportunidad de su vida.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos