Atletismo

Javier Mariscal y Adrián Rocandio, sangre nueva en el relevo realista

KAREL LÓPEZSAN SEBASTIÁN.

La Real Sociedad, tercer clasificado en la liga de clubes de División de Honor la temporada pasada, incorpora de cara a la nueva campaña a dos de los mejores velocistas guipuzcoanos del momento. Javier Mariscal, que llega al club txuri-urdin procedente del Super Amara BAT, y Adrián Rocandio, hasta ahora en el Atlético San Sebastián, reforzarán a un equipo que este curso volverá a intentar colarse en el podio de la máxima categoría del atletismo estatal.

«Espero seguir mejorando, sobre todo en 400. Defender la camiseta de la Real supone un paso más para mí al poder competir junto a los mejores de España. Creo que me va a ayudar a crecer», indica Rocandio, hijo del olímpico Valentín y capaz de dar la vuelta a la pista en 47.89. «Correr con la Real va a ser un gran cambio para mí. Competir en División de Honor será una motivación más para el día a día», expica Mariscal, quien cuenta con registros de 21.78 en 200 y 48.45 en 400. El relevo de la Real, con Abreu y Rodríguez, promete.

También se incorpora al club realista Octavian Mihail Romanescu, quien hasta ahora competía con la camiseta txuri-urdin al ser filial (Txindoki). El joven martillista Aitor Urkia reforzará los lanzamientos. Y desde Madrid llega el mediofondista David de Blas (1:49.51 en 800).

Las bajas más significativas de la Real de cara a la nueva campaña llegan en las pruebas de fondo. El internacional Ricardo Rosado dará el salto definitivo a la ruta y es por ello por lo que ha fichado por el Bikila, mientras que el navarro Javier Nagore regresa al Ardoi.

Fotos

Vídeos