La organización destaca que «ha sido una de las mejores ediciones de la carrera»

La estructura de la organización de la Behobia (CD Fortuna) posa ayer para este periódico. / USOZ
La estructura de la organización de la Behobia (CD Fortuna) posa ayer para este periódico. / USOZ

El Fortuna ya trabaja en «volver a atraer a los corredores de casa», tras el ligero descenso de atletas locales, y valora el aumento de la cuota de mujeres

MJ. S. SAN SEBASTIÁN.

«Grandiosa, genial, fantástica y emocionante». Los organizadores de la Behobia-San Sebastián (CD Fortuna) no dudan en lanzar estos calificativos para hacer un resumen de lo que se vivió el pasado domingo en la LIII edición de una carrera en la que salieron 25.486 de los 30.912 inscritos, lo que supone un 82,44% del grueso del pelotón. De esta cifra habría que descontar a 184 personas que no cumplieron con el reto de cubrir los exigentes 20 kilómetros y los 884 corredores que fueron descalificados.

Con la calma del día después, Iñigo Etxeberria, director de carrera, hace balance e insiste en la idea de que aunque «la carrera no ha crecido en cuanto a inscripción, sí ha conseguido mantenerse en la barrera de los 30.000 corredores y es algo muy a destacar».

Pero no se conforman y ya miran a la próxima edición. «Tenemos que sentarnos y analizar las nuevas estrategias a seguir para volver a atraer a los corredores de casa y del resto de provincias vascas. La campaña que hicimos en Madrid ha funcionado y eso se reflejó en el aumento que hemos tenido esta edición de corredores de la Comunidad de Madrid. En el 2016 se apuntaron 3.083 madrileños y este año han venido 3.744, es decir ha subido en un 20% su presencia. Nuestra idea es de repetir e incluso ampliarla a más puntos de Castilla La Mancha».

En clave de guarismos, la cuota femenina alcanzó con un 23,41% el pico más alto de la historia de la Behobia, es decir, un nuevo récord. Así pues, la carrera va por el buen camino hacia la paridad total. Fernando Ibarreta, productor ejecutivo, expresa su alegría, aunque no se conforma con este dato. «Nuestro objetivo es llegar al 2025 en igualdad plena. Las mujeres nos han demostrado que disfrutan mucho con la experiencia que les aporta esta prueba y vamos a seguir empujando para que en ediciones futuras se sigan animando más chicas. Las liebres femeninas han sido todo un símbolo que ha contribuido de forma muy positiva a normalizar situaciones y a superar barreras que quedaban por romper. Vamos a seguir potenciando los entrenamientos en todo el territorio guipuzcoano. Este año han sido muchos y han funcionado estupendamente».

La ciudad, repleta

El fenómeno de la Behobia ha provocado un lleno total en las plazas hoteleras no sólo en la ciudad, sino también en otras localidades de Gipuzkoa. «El ambiente en las calles ha sido espectacular. Nos consta que se ha expandido todo el hospedaje a todo el territorio. Por la Feria del Corredor han pasado a recoger los más de 16.000 dorsales cerca de 25.000 personas. La gente se ha quedado encantada con la logística. La ubicación era perfecta para luego ir a visitar los lugares más emblemáticos de San Sebastián o ir de pintxos por la Parte Vieja».

En cuanto al desarrollo de la fiesta infantil, Etxeberria e Ibarreta, lanzaron una interesante propuesta: «La Behobia Txiki se ha vivido con mucho sosiego y sin tanto agobio, motivado quizás porque la zona de Anoeta estaba más despejada. La grada estuvo plena de espectadores y sinceramente el espectáculo fue muy bonito. El modelo de esta fiesta se concentra en tan sólo tres horas, es por ello que nos gustaría proponer meterlo dentro del programa del Deporte Escolar en la jornada de mañana. De esta manera se podría extender más la fiesta».

Con menos asistencias en carrera, la organización destaca la emoción añadida de ver a un corredor guipuzcoano (Iraitz Arrospide) en el podio luchar por meterse en el podio, algo que no ocurría desde el 2008 con el oriotarra Kamel Ziani.

Fotos

Vídeos