Diario Vasco

«¿Vamos a ir a San Sebastián?»

Joyas y relojes para hombre y mujer

Hasta 70%

Selección de marcas especializadas en outdoor

Las mejores marcas a los mejores precios

¡Encuentra la cazadora que se adapta a tu estilo!

Hasta 90%

Moda casual para mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

Bolsos de piel made in Italy

Hasta 80%

Relojes de moda para hombre y mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

¡La moda que más te gusta al mejor precio!

Hasta 80%

¡Viaja con estilo!

Hasta 80%

Deportivas, botas y zapatos para hombre

Las mejores marcas a los mejores precios

Relojes de pulsera al mejor precio

Hasta 80%

Marca española de moda para hombre

Hasta 70%

Accesorios y gadgets electrónicos

Hasta 90%

¡Moda y complementos con diseños originales!

Las mejores marcas a los mejores precios

Moda urbana para hombre y mujer

Hasta 80%

Accesorios imprescindibles para tu día a día

Hasta 70%

Viste tu cama con la Denim más reconocida

Las mejores marcas a los mejores precios

Relojes de moda para hombre y mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

Zapatos y botines de piel para hombre

Hasta 70%

Grandes descuentos en calzado

Hasta 80%

Selección de joyas exclusivas para hombre y mujer

Hasta 70%

Porque el descanso es salud

Hasta 80%

¡Joyas de tus marcas favoritas!

Hasta 80%

Relojes y brazaletes inteligentes

Hasta 80%

Cosmética de calidad al mejor precio

Hasta 90%

¡El calzado de moda a tus pies!

Hasta 70%

Una Sigourney Weaver enfundada en un espectacular vestido verde recogió anoche su premio en el Kursaal de manos del director Juan Antonio Bayona. El realizador recordó en su presentación que en el inicio mismo del rodaje la actriz preguntó si, una vez terminada, estrenarían la película en San Sebastián.

Cuando salió a recibir su estatuilla, Weaver explicó por qué. «San Sebastián es el primer festival al que asistí como actriz, en 1979, con una pequeña película llamada 'Alien'», ironizó. La artista recordaba los detalles. «Fue en el Victoria Eugenia, y resultó fundamental para mí y mi carrera». Por eso ayer se confesó «abrumada» por el recibimiento tributado por el público del Kursaal, que la ovacionó en pie durante largos minutos.