Diario Vasco

La voz de los desahuciados brasileños se oye en el Festival de San Sebastián

  • festival de cine de san sebastián 2016

  • La cineasta Eliane Caffé ha presentado su película, en la que mezcla realidad y ficción para denunciar la «desigualdad escandalosa» en materia de vivienda que vive Brasil, en la sección Horizontes Latinos

La cineasta Eliane Caffé ha elegido para su filme 'Era o Hotel Cambridge' mezclar realidad y ficción para denunciar la "desigualdad escandalosa" en materia de vivienda que vive Brasil, como ejemplo de la "situación insoportable generada por el capitalismo".

Una película con la que participa en la sección Horizontes Latinos del Festival de San Sebastián y que consiguió en 2015 el Premio Cine en Construcción que se concede a proyectos rodados pero no terminados.

"En Brasil ahora estamos en una situación terrible, tras el golpe, y la película refleja un problema muy real, el retroceso en las políticas sociales. Hacer esta película es como decir que estas cosas existen y que afectan a la mayor parte de las personas", explica la realizadora. Y es algo, añade, que no se da solo en Brasil, sino que es extrapolable a todo el mundo, una situación creada por el capitalismo y por los Gobiernos.

'Era o Hotel Cambridge' cuenta la historia de refugiados llegados a Brasil y también de brasileños en situación desesperada, que okupan un edificio abandonado en el centro de Sao Paulo. Una situación real impulsada en Brasil por varios movimientos ciudadanos que tratan de ayudar a la gente sin hogar y denunciar al mismo tiempo la inacción de las autoridades.

Una de las líderes del movimiento brasileño contra los desahucios es Carmen Silva, que es además una de las protagonistas de la película, donde se interpreta a sí misma.

Localizar edificios vacíos, asegurase de que están abandonados y hasta fletar autobuses para que la gente sin hogar los ocupe en masa y así impedir un rápido desalojo, son algunas de las tareas de esta mujer, feliz de poder denunciar esta situación desde el Festival de San Sebastián.

Su movimiento nació hace 21 años y el edificio que muestra la película se ocupó hace cuatro, explica Silva. Todo impulsado por mujeres como ella porque, resalta, en Brasil las viviendas sociales se las conceden a las mujeres, que son el pilar de las familias porque además existen políticas sociales específicas de las que se pueden beneficiar.

Amparadas en esos beneficios, las mujeres se mueven en el hilo que separa legalidad e ilegalidad y logran dar alojamiento a decenas de familias sin recursos, tanto brasileñas como extranjeras -inmigrantes ilegales o refugiados políticos-.Muchos de ellos aparecen en la película, en la que hay tanto actores profesionales como personas que viven a diario con el miedo de ser expulsadas de estas viviendas precarias.

Para rodar la película, se contó con la ayuda mucha gente, entre otros de estudiantes de arquitectura que recuperaron muebles de la calle para acondicionar un poco mejor las zonas comunes del edificio, un trabajo que ha quedado para las personas que lo habitan.

"Es lo que se llama hacer 'shopping callejero'", señala entre risas la directora, que insiste en que 'Era o Hotel Cambridge' es un proyecto "totalmente colectivo". Con él quieren buscar una sensibilización en la sociedad que no tienen las autoridades ante un problema cada vez mayor y que afecta principalmente a las grandes ciudades pero no únicamente.

De ahí la importancia de los festivales internacionales de cine, en los que películas como esta pueden encontrar un hueco para dejarse oír, más allá de las grandes producciones de Hollywood, señala Caffé.