Los 'Javis': «Tenemos los pies en el suelo»

Javier Ambrossi y Javier Calvo quieren «disfrutar del presente», porque «todo ha ido muy rápido». / R. C.
Javier Ambrossi y Javier Calvo quieren «disfrutar del presente», porque «todo ha ido muy rápido». / R. C.

Javier Calvo y Javier Ambrossi, 'Los Javis', chicos de moda del panorama audiovisual, son los creadores del fenómeno teatral y cinematográfico 'La llamada' y ejercen de profes de 'OT'

MIGUEL ÁNGEL ALFONSO

Hartos de llamar a muchas puertas y encontrar siempre un 'no' por respuesta en un sector en el que las cifras del paro llegan al 85%, Javier Ambrossi (Madrid, 1984) y Javier Calvo (Madrid, 1991), más conocidos como 'Los Javis', decidieron dar un paso adelante y convertirse en productores. Sin chaqueta, corbata ni un presupuesto millonario -que es la imagen que suele acompañar a los que ejercen dicha profesión-, montaron en 2013 su propio musical en el hall del madrileño Teatro Lara, después de dar mucho la lata a sus propietarios. Estaba protagonizado por la hermana de Ambrossi, Macarena García, y las entonces desconocidas actrices Anna Castillo y Belén Cuesta. Las primeras ocho funciones de 'La Llamada' acabaron con el pequeño recinto abarrotado, un 'no hay billetes' que les llevó a estrenar en la sala principal, y de ahí a la gira por provincias y al estrellato.

La obra se convirtió en película el pasado 29 de septiembre, después de haber dado un pelotazo con una modesta serie para la plataforma digital de Atresmedia, 'Paquita Salas', cuya segunda temporada se emitirá a través del gigante estadounidense Netflix a partir del año que viene. Este éxito no pasó desapercibido para el olfato de Tinet Rubira, el jefe de 'Operación Triunfo', que los reclutó como profesores de interpretación de la Academia del 'talent show'. «No quería a ningún otro para ese puesto», dice el productor.

«Todo ha pasado muy deprisa, así que lo que más nos preocupa es disfrutar el presente, porque cuando te vienen muchas cosas buenas de golpe ni te das cuenta. Hay que ver las cosas con perspectiva, hemos conseguido mucho pero a pequeño nivel», explica Javier Calvo a este periódico. La mitad de 'Los Javis', que se hizo popular en 2008 con su papel de Fer en 'Física o química' (Antena 3), viste con el estilo de un veinteañero pasota, como la mayoría de chavales de una generación estigmatizada y señalada de forma injusta como 'ninis'. Pantalón roto, deportivas, flequillo y el aura de valentía de quien aún no ha comprado el billete de vuelta de la vida.

«La gente joven tiene cosas buenísimas. Se maltrata mucho a esa generación 'millenial'; se dice que no saben nada, que están todo el día con el móvil, que son unos resabiados... Es una generación preparada, con muchas ideas y van dar una lección a este país», añade Ambrossi sin tapujos. La carrera de la otra mitad de este dúo profesional, que se convertirá en matrimonio cuando ambos se casen el año que viene, empezó con pequeños papeles en 'spots' publicitarios. Luego dio el salto a televisión de la mano de 'El Comisario' o 'Sin tetas no hay paraíso' (ambas en Telecinco), hasta que conoció a Calvo en 2012.

Camas de 100 euros

Los dos jóvenes vivían en un pequeño apartamento del barrio de Malasaña, donde escribieron los primeros guiones de 'La Llamada'. Cuando lograron convencer a los dueños del Teatro Lara de que su obra podía tener futuro, se las tuvieron que ingeniar para comprar el atrezo por su cuenta. Por ejemplo, las literas del campamento de verano de monjas donde se desarrolla el musical les costaron 100 euros en ebay, en una época en la que pasaban estrecheces.

De ahí que Ambrossi recurriera para el personaje principal a su propia hermana, la actriz Macarena García. El musical sirvió también de cantera para otras intérpretes, como Andrea Ros, Anna Castillo, Angy Fernández, Lucía Gil, Claudia Traisac o Susana Abaitua, entre otras, que se iban rotando en los papeles protagonistas. De aquella experiencia surgió la idea de 'Paquita Salas', la webserie protagonizada por el actor canario Brays Efe, que da vida a una representante de actores caída en desgracia. Un fenómeno que se hizo un hueco en Flooxer, la plataforma digital de Atresmedia, y que llamó la atención de la todopoderosa Netflix, con la que ahora preparan una nueva entrega.

«Va a ser una segunda temporada grande, por fin con todo lo que queríamos. Vamos a contar más aventuras de Paquita, que es lo que más nos apetecía. Estamos en pleno proceso creativo y contaremos con muchos cameos insólitos, ideas maravillosas, todo más ambicioso. La gracia de Paquita es que sea fresca y parezca hecha en el momento», confiesa Calvo.

- A estas alturas, ¿cuesta controlar el ego?

- Ambrossi: Tenemos los pies en el suelo y mucha plancha. El ego hay que controlarlo muchísimo. A todo el mundo se le descontrola y no hace falta salir en la tele. Somos conscientes de que vendrán épocas malas, que haremos cosas que gusten menos.

- ¿Les gusta el mote de 'Los Javis'?

- Calvo: Yo estoy muy contento a su lado, el nombre nos da igual, es una marca. Pero me gusta, es algo distinto, cercano, la forma en que la gente nos ha bautizado. ¿Si nos gustaría tener más independencia el uno del otro? Ya sacaremos algún día el disco en solitario cada uno...

De momento preparan los discos de otros, de los 'triunfitos' de la actual edición de 'OT' (mañana, TVE, a partir de las 22.30 horas). «Lo más valioso de este programa es que se centra en la formación de unos artistas, y eso nos encanta. Un director tiene que tener una visión objetiva, pero también tiene que ser un amigo, un compañero que te guíe en este viaje. Nosotros no podemos hacer este trabajo a medias, tenemos un compromiso con las personas. Lo que más nos interesa como directores de cine y de teatro es lo humano, trabajar con ellos y descubrirles cómo pueden ser mejores», sentencia Ambrossi.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos