«¡Aquellas hormigas muerden!»

Julian Iantzi promete que este han año van a ocurrir «dos cosas que van a dar muchísimo que hablar». Y ahí deja el misterio. / eitb/
Julian Iantzi promete que este han año van a ocurrir «dos cosas que van a dar muchísimo que hablar». Y ahí deja el misterio. / eitb

'El Conquistador' regresa el lunes con el Caribe como escenario. «Es durísimo, 45 grados de calor, un 90% de humedad... Los concursantes han perdido 15 kilos»

YOLANDA VEIGA

Se ha ablandado Julian Iantzi... Le ha ablandado El Conquistador, que regresa el lunes al prime time de ETB-2 y que en esta ocasión tendrá como escenario el Caribe colombiano. «Es durísimo, pero los concursantes dicen que es la experiencia de sus vidas. Un chaval me confesó: ¿Sabes que hace muchísimos años que no le digo a mi padre que le quiero? En cuanto llegue a casa lo primero que voy a hacer es ir donde él y decirle: Aita, maite zaitut!. Escuchar eso me hizo sentirme orgulloso». Pero que nadie se lleve a engaño, que una cosa no quita la otra y esta edición va a ser tremenda. Lo dice Iantzi, el hombre del látigo. «Si cediéramos al chantaje de los concursantes se acabaría el programa», advierte.

Caribe huele a vacaciones...

¡De vacaciones nada! Si hasta yo he perdido 4 kilos.

Pobres concursantes, entonces.

Pues ellos habrán perdido unos 15 kilos. Ha sido muy duro.

¿Por el calor, por los bichos...?

Hacía cuarenta y cinco grados y un 90% de humedad. Si te metes a dormir dentro del saco te deshidratas, y si duermes destapado al día siguiente no te encuentras la piel entre tantas picaduras.

¿De qué?

Hay hormigas rojas que no pican sino que muerden, culebras, serpientes venenosas...

¿Ya es seguro estar allí?

Es selva virgen, no un plató de televisión, y hay un porcentaje de riesgo que no puedes controlar, pero sabemos a lo que vamos. Y ocurre que allí te pica un bicho y no notas nada pero al llegar a casa empiezas a notar la reacción. Si pasa cuando vas de vacaciones cómo no va a pasar aquí. Lo único que podemos hacer es vacunarnos y tener cuidado.

El año pasado se les plantaron varios concursantes y se fueron a casa. ¿No se pasan de duros?

No. El año pasado nos fastidiaron muchos, pero aunque se planten todos y se marchen a casa no vamos a doblegarnos ante un motín. Si cedemos al chantaje se acaba El Conquistador, porque los siguientes concursantes harán lo mismo y ahí terminará el reality.

Además del entorno hostil, apenas les dan de comer. El año pasado casi ni agua.

Les dábamos unas pastillas potabilizadoras pero no les gustaba el sabor. Eso es otra cosa. Se les va a racionar el agua pero se les dará suficiente como para que no tengan problemas renales.

¡Qué menos! Y la comida, ¿va a ser tan raquítica como siempre?

Pues igual más.

Otros años se alimentaban a base de polenta. ¿Qué van a comer en el Caribe?

Pues arepas, que es algo muy parecido y tiene una base de harina. Y algunas sardinas, pasta, infusiones, frutos secos...

Y los de la organización, ¿qué comen?

Allí no comen tres platos como aquí y el postre no se estila. Así que un solo plato de arroz, arepas, plátano frito, pez sierra, gambas...

¿Se ha acabado la era de Juanito Oiarzabal y Korta?

De momento se les ha dado descanso. Ellos estaban también cansados y cuando la gente empieza a abandonar por ti... El capitán tiene que apretar, pero no hasta el punto de que los concursantes se quieran marchar.

Así que este año no van a estar.

No se barajaban sus nombres. Pero ¡vete tú a saber!

Pues anímese a hacer de capitán. ¿No le apetece?

Ja, ja. A más de uno y a más de dos ya les gustaría verme sufrir.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos