Un quinteto de R&B exótico contra el «estigma» del 'revival'

The Limboos, en una imagen promocional./DV
The Limboos, en una imagen promocional. / DV

The Limboos. El grupo gallego-madrileño presenta hoy en el Dabadaba 'Limbóotica!', un segundo disco sin fronteras estilísticas

JUAN G. ANDRÉSSAN SEBASTIÁN.

The Limboos sorprendieron a propios y extraños cuando lanzaron 'Space Mambo' (Penniman Records, 2014), un álbum de debut al que colgaron la etiqueta de 'Exotic rhyhtm and blues'. Ciertamente, la propuesta del combo gallego-madrileño tiene connotaciones exóticas porque huye premeditadamente del clásico 'revival' de la música negra de los años 50 y 60. Como explica Roi Fontoira, cantante y guitarrista, el secreto es «coger cosas de diferentes estilos y mezclarlos sin ponerse ninguna frontera ni barrera estilística».

«La idea es buscar un sonido original y lo más propio posible», subraya el 'frontman' de un grupo que en marzo presentó su reválida con 'Limbootica!' (Penniman Records, 2017), un segundo trabajo en el que su fórmula se contagia de sonidos latinos, tropicales, caribeños y, por supuesto, ritmos de Nueva Orleans: «La ciudad fue un babel de sonidos donde se mezclaban todos los estilos de manera natural con una cultura muy de sincretismos».

El quinteto liderado por Fontoira (voz y guitarra) se completa con Sergio Alarcón (órgano, guitarra, percusión), Daniela Kennedy (batería), Santiago Sacristán (contrabajo y bajo eléctrico) y Dani Niño (saxo barítono). Hoy recalarán en la Sala Dabadaba (21.00 horas) para proponer un emocionante viaje musical que hace de la originalidad su principal seña de identidad. De hecho, son autores de todas sus composiciones y no acuden al socorrido recurso de las versiones.

El concierto

Cartel
The Limboos.
Lugar
Sala Dabadaba.
Fecha
27/10/2017 (hoy).
Hora
21.00 horas.
Precio
12/15 euros.

En comparación con su ópera prima, '¡Limbóotica!' «es un trabajo más sólido» en el que se percibe el trabajo conjunto de la banda. 'Space Mambo' se grabó al poco tiempo de montar el grupo y de modo «bastante rápido», lo cual dio como resultado un sonido «muy fresco y natural». En el segundo, producido también por el estadounidense Mike Mariconda, se ha notado el peso de la experiencia y «los cientos de conciertos» que The Limboos han ofrecido estos años: «Nos han dado un poso mayor a la hora de pensar las canciones y crear los arreglos. Por eso creo que este segundo disco es un paso adelante y aunque nos encanta el primero, éste refleja más el concepto de grupo».

El jugoso R&B de 'Limbóotica!' contiene influencias latinas, gotas de gospel y swing, ecos tropicales y homenajes a la bossa brasileira, a Cuba, a Jamaica y al calipso. Son géneros musicales conocidos que, agitados en su coctelera, dan como resultado un brebaje auténtico. «No vas a hacer un blues como Muddy Waters o Jimmy Reed, pero puedes usarlo como punto de partida para proponer un discurso más propio y, aunque te remita a esos sonidos, no caer en la imitación, que es algo que intentamos evitar», añade.

'Revival', «arma de doble filo»

El guitarrista recuerda que desde el boom del sello neoyorquino Daptone Records -hogar de artistas como Sharon Jones, Charles Bradley o Lee Fields-, en Europea se ha producido un «auge» de la música negra, que en los últimos años se ha transformado en un sonido «más en boga». En España, asegura Fontoira, hay varios grupos y festivales de soul y R&B pero, en su opinión, «cada grupo tiene una identidad bastante propia y marcada». En situación preferente se encuentran sus amigos de The Excitements, con quienes The Limboos comparten sello discográfico.

Preguntado por si este revitalización del género puede ser una moda pasajera, el músico responde que «el 'revival' es un arma de doble filo» que puede terminar «encajonando» a las bandas. A su juicio, la etiqueta es «un poco reduccionista» e incluso parece sugerir que ciertos grupos no tienen nada nuevo que decir. «Y eso no es así, porque quienes partimos de la música negra somos actuales, hacemos música para consumir hoy en día y somos tan válidos como quienes practican otros estilos supuestamente más modernos que se basan en 1982 en lugar de en 1962», sostiene el artista. Contra el «estigma» del 'revival', que «puede fagocitar la identidad de una banda», The Limboos defiende «poner en valor las características propias» de cada cual. Ellos lo hacen, además, con un directo vibrante y festivo que refleja muy bien la «atmósfera» del disco pero con un aire «más rápido y macarra».

Fotos

Vídeos