Objetivo número uno: apoyar el talento local

Mikel Mendarte dirige Kutxa Kultur, un proyecto de la Obra Social de Kutxa con distintas ramificaciones: música, moda, arte, talleres... Su vertiente sonora alcanza ya las siete ediciones y, como en el resto de disciplinas, el «objetivo número uno» es «apoyar el talento amateur guipuzcoano, que lo hay y mucho». Es el tercer año que las seis bandas elegidas pueden utilizar los locales de ensayo de Tabakalera que, al ser compartidos, dan lugar a muchas «sinergias» y «colaboraciones» entre los inquilinos.

El 'aterrizaje' de Kutxa Kultur Musika en Tabakalera ha permitido «intensificar» la ayuda a los grupos, a los que no sólo se da la oportunidad de tocar y grabar, sino que también reciben asesoría financiera. «La formación incluye nociones para valorar económicamente la actividad de la banda y buscar su viabilidad. La mayor parte de ellos no hacen cálculos matemáticos», asegura Mendarte, que también destaca las enseñanzas de Ainara Legardon como experta en derechos de autor.

Grupos como Luma, Pet Fennec, Izaro, Perlak, Albert Cavalier, Eraul, Los Bracco o Ghost Number & His Tipsy Gypsies han vivido positivamente la experiencia de Kutxa Kultur, que sigue en contacto con ellos. «Usaremos una herramienta digital para estar todos en permanente comunicación y seguimos al tanto de sus nuevos discos y proyectos para difundirlos por las redes sociales», apunta.

Fotos

Vídeos