Juan Carlos Irizar rinde homenaje a la solidaridad y la amistad en su último CD

Juan Carlos Irizar, interpretando las piezas de su nuevo disco en el Aquarium. / SARA SANTOS

'Los colores de la vida', que hace el disco número 36 del músico y compositor oñatiarra, reúne 16 temas instrumentales

BORJA OLAIZOLA SAN SEBASTIÁN.

Además de músico, compositor y director de orquesta, Juan Carlos Irizar (Oñati, 1951) es un creador prolífico con más de una treintena de discos a sus espaldas. 'Los colores de la vida', el último de ellos, es exactamente su disco número 36, una cifra que habla de su portentosa capacidad creativa y su pasión por la música. «Es un disco que pretende ser una celebración de la vida y de sus colores, de la luz y de las muchas cosas hermosas que tiene el mundo en que vivimos, de ahí el título», resume.

El músico oñatiarra, que presentó ayer su obra en el Aquarium de San Sebastián, ha dedicado la mayor parte de las 16 piezas que conforman el disco a una organización o una persona. «Es una forma de devolver algo que todos ellos me han entregado, un regalo en señal de agradecimiento», asegura. Las composiciones llevan el nombre de los destinatarios del obsequio: la Asociación de Esclerosis Múltiple de Gipuzkoa, los chicos y las chicas del Taller de Teatro de Gautena, el Aquarium, los niños del Hospital Universitario de Donostia, el fotógrafo Juan Cid, 'Fermín, escultor de melodías'...

También hay piezas dedicadas a dos personas ya desaparecidas: Jabier Korta, un clarinetista con el que Irizar trabajó cuando dirigía la banda de música de Zestoa, y Alberto Zerain, el montañero fallecido en junio mientras realizaba una ascensión en Pakistán. «El hijo de Jabier me contó que en sus últimos días, cuando estaba ya muy enfermo y no tenía fuerzas ni para comer, le pedía que le pusiese música mía y eso me impresionó mucho. Con la pieza que le he dedicado, que se llama 'Momento para recordar', he querido rendirle un homenaje. En cuanto a Alberto Zerain, se trata de una idea de Juanma Sotillos, que escribe de montaña en El Diario Vasco, que quiso que el tema, que inicialmente iba a ser para él, se lo dedicase a su amigo, que había fallecido en Pakistán unos días atrás».

Partituras originales

Como ya es habitual en las presentaciones de los discos de Juan Carlos Irizar, el músico interpretó las piezas y luego hizo entrega de la partitura original de cada una de ellas a los destinatarios de la dedicatoria. «Uno de los momentos más intensos ha sido cuando la viuda de Alberto Zerain ha recogido la partitura, ha sido muy emocionante». El doble homenaje a la solidaridad y la amistad se completa con otras piezas, entre ellas una inspirada en 'La Dama de Urtubi', la novela de Pío Baroja.

El disco ha sido grabado en estudios de Medina del Pomar y Barcelona. Las 16 composiciones son instrumentales. El piano que interpreta Irizar es el protagonista principal, aunque también hay espacio para instrumentos como la guitarra, el violín, el oboe o la batería.

Fotos

Vídeos