El festival Glad is The Day se consolida con la asistencia de miles de personas

Público asistente durante uno de los conciertos del festival. / Sara Santos

Miles de personas asistieron a las nueve horas de festival celebrado este domingo en el parque donostiarra de Cristina Enea

OLGA AGUIRRE

Miles de personas han asistido este domingo al festival Glad is The Day, que llegaba con éxito de público y meteorológico a su tercera edición. El parque Cristina Enea de San Sebastián estuvo durante todo el día repleto de personas que aunaron naturaleza, relax y música. El sol y la suave temperatura animaron el ambiente, que fue creciendo a medida que pasaban las horas.

Buena música en directo, un césped abundante, zona de puestos con ropa o bisutería y un par de furgonetas con hamburguesas y crepes eran la combinación perfecta para que se esparcieran por los jardines decenas de cuadrillas en las que no faltaban niños por doquier, para los que la organización tenía preparadas también algunas actividades. Como no podía ser de otra manera en un festival al aire libre, la zona más concurrida fue la de las barras que abastecían de bebidas frescas a los presentes.

Nacido a al amparo de la Capitalidad Cultural 2016 y orgzanizado por los clubes egiatarras Dabadaba y Le Buskowski en colaboración con Donostia Kultura y Kutxa Kultur, el Glad is the Day crecía ayer tanto en la ambición de su programación como -y sobre todo- en la magnitud de la respuesta del público, claramente superior a la del año pasado que se cifró oficialmente en 4.000 asistentes.

El festival -que en el juego de palabras de su nombre homenajea a la militante ecologista Gladys del Estal- nació en 2015, con una meorología que jugó una mala pasada a última hora de la tarde, con el consiguiente traslado de las actuaciones a las salas organizadoras.

Fotos

Vídeos