Moneo: «El Kursaal está tan integrado en Donostia que vive por sí mismo y ya no reclama ni la autoría»

Moneo: «El Kursaal está tan integrado en Donostia que vive por sí mismo y ya no reclama ni la autoría»

El arquitecto presenta en Madrid su libro 'La vida de los edificios'

EFEMadrid

El arquitecto Rafael Moneo ha dicho este lunes en la presentación de su libro "La vida de los edificios" que algunas de sus construcciones más emblemáticas, como el Kursaal de San Sebastián, o el ayuntamiento de Murcia, son obras de arquitectura "que viven por sí mismas" y ya "no reclaman ni la autoría".

"Así como en otras yo solo he ayudado a que los edificios vivan o prolonguen su vida, como Atocha o el Prado, me parece que el Kursaal o el ayuntamiento de Murcia están tan integrados en sus ciudades que no reclaman ya ni la autoría", ha comentado el tudelano, ganador entre otros, de los prestigiosos premios Priztker o el Príncipe de Asturias de las Artes.

Según ha dicho, le queda la sensación de "haber contribuido a que una determinada ciudad en un determinado momento incorpore y haga suyas esas cosa que realmente me parece que esos edificios viven por su cuenta más que por la mía".

El arquitecto Rafael Moneo.
El arquitecto Rafael Moneo.

Y en otros momentos, el "oficio" de arquitecto, que no la profesión, ha dicho, le ha llevado a resolver cuestiones concretas, como los laboratorios o universidades americanas que ha hecho y que "han sido ejercicios de resolver problemas de programa y de lugar muy específicos donde hacía falta el conocimiento arquitectónico".

"Sea Atocha o sea El Prado, a veces me veo aceptando que se intervenga en esos edificios para poder ir adelante, aceptando trabajar para que prolonguen su vida".

Moneo presentaba este lunes en el museo Thyssen de Madrid su libro "La vida de los edificios: La mezquita de Córdoba, la lonja de Sevilla y un carmen en Granada" (Acantilado), que recoge tres artículos escritos por el experto en "tres momentos muy diversos" de su vida como crítico, sobre tres edificios "que aún tienen sus puertas abiertas".

"En una vida tan larga en la que la enseñanza de la arquitectura ha estado muy presente, quería mostrar el modo en el que veo, siento y pienso la arquitectura y quería hacerlo para un público amplio", un libro casi como compañía para turistas curiosos, sonríe el profesor, Premio Nacional de Arquitectura por dos veces (1961 y 2015).

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos