Olabe vuelve con un cómic sobre la Belle Époque donostiarra

El dibujante Josean Olabe, ayer en la Parte Vieja. / USOZ
El dibujante Josean Olabe, ayer en la Parte Vieja. / USOZ

Sitúa como narrador a un chaval que acaba siendo siendo redactor del periódico 'La Voz de Guipúzcoa'

FELIX IBARGUTXI SAN SEBASTIÁN.

El dibujante de cómics Josean Olabe (San Sebastián, 1967) ha publicado su tercer trabajo, el álbum: 'San Sebastián, Belle Époque y otras historias'. En este relato, un muchacho, Baltarín, hace de guía para presentar una serie de acontecimientos que abarcan veinte años: 1904-1924. «Hago una selección de acontecimientos de aquella época, no es un resumen de la Belle Époque. Comprimir todo aquello en 72 páginas sería demasiado ambicioso, es mejor escoger unos hechos llamativos», comenta Olabe en la presentación de la obra.

El álbum ya está en las librerías. Olabe se ha encargado, al igual que en los casos anteriores -el cómic 'La gloria impune. San Sebastián 1813' y el libro de ilustraciones 'Distor sionando Donostia'- de todo el proceso, desde la realización de los dibujos hasta la edición y la distribución. Tras veinte años como técnico electrónico en Michelín de Lasarte-Oria, dejó aquella profesión para dedicarse a la pintura.

El álbum arranca con Baltasar Garín (alias 'Baltarín') entrando en la redacción de 'La Voz de Guipúzcoa'. Una vez allí, decide contar algunos pasajes de su vida, e inevitablemente aparecen también acontecimientos de la ciudad, San Sebastián; al comienzo, la pelea entre un tigre y un toro, que se desarrolló en la plaza de toros donostiarra. Luego, uno de los vuelos en avioneta del francés Leblon. Y, como es lógico, los sucedidos donostiarras se enmarcan en otros acontecimientos de ámbito mucho más general, como la guerra de África y la Primera Guerra Mundial.

«Algunos episodios pueden parecer ficción, tal es el caso del cruel espectáculo del tigre y el toro, pero 'La Domenica del Corriere' y 'Le Petit Journal' le dedicaron portada ilustrada a todo color. Parece también ficción que el rey de España, además de ser un gran aficionado, fuera productor y guionista de cine porno», explica el dibujante.

Olabe menciona también el intento de atentar contra Alfonso XIII. El plan consistía en cavar un túnel desde una lonja hasta el Gran Kursaal, y allí hacer explotar una bomba el día de la inauguración. En el blog sansebastianbelleepoque.blogspot se halla la documentación empleada.

Olabe dibuja en papel, luego repasa a tinta, colorea en acuarela y, tras escanear las imágenes, las retoca mediante ordenador, borrando las imperfecciones que han surgido en la fase de la acuarela.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos