Ron Lalá monta una fiesta del humor y la música con la obra de Cervantes

La compañía madrileña presenta hoy en el Victoria Eugenia la obra 'Cervantina', premio Max 2017 al mejor espectáculo musical

R. H. SAN SEBASTIÁN.

La obra del autor de El Quijote se convierte en manos de la compañía Ron Lalá en una «fiesta del humor, de la palabra y de la música», como la subraya Álvaro Tato, uno de los cinco intérpretes y el director literario de 'Cervantina', el montaje en el que casi no aparece la figura del Quijote y sí muchas de sus obras 'menores'.

Llevan más de dos años de gira y han visitado veinte países con esta juerga culta en la que la música y las canciones son en directo. Un recorrido que le hace asegurar a Tato que el público «se va a reír, a emocionar en muchos momentos y va a ser inoculado del virus de la cervantina, capaz de provocar unos síntomas espantosos como el libre albedrío, el ansia de cultura, las ganas de leer y de ponerse en el lugar del otro».

Ya se adentraron en el universo de Cervantes con su anterior obra, 'En un lugar del Quijote', del que este montaje es una consecuencia. «Con las dos obras nos hemos dado cuenta de que «estamos ante un artista popular, el Shakespeare de la cultura hispano hablante, un autor para todo el mundo. Y es el momento de redescubrirlo, de acercarnos al humanismo genial de un hombre adelantado a su tiempo, que además hace del humor una herramienta para llegarnos al corazón».

'Mami Lebrun' en Egia

Xake Produkzioak ofrece hoy y mañana en la sala Gazteszena de Egia la obra 'Mami Lebrun', una comedia dramática en la que se reflexionará sobre la muerte, la memoria y el duelo.

La compañía tolosarra ha creado en euskera esta función ambientada en un club parisino durante los años cuarenta. No falta el espacio del cabaret y la música de estrellas como Edith Piaf o Kurt Weill.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos