«Juan José Lapitz es un pionero del periodismo gastronómico»

Juan José Lapitz, en su casa con Fernando Sánchez Gómez.

El libro, que se presenta el próximo día 13, repasa la actividad del escritor en la divulgación de la cocina vasca a lo largo de estas últimas décadas

ITZIAR ALTUNA SAN SEBASTIÁN.

Fernando Sánchez Gómez dejó su Málaga natal para estudiar en la UPV Ciencias Sociales y de la Comunicación. La razón por la que decidió ir a Bilbao fue su pasión por la gastronomía. Tras licenciarse decidió escribir la primera tesis doctoral sobre la crítica y el periodismo en la nueva cocina vasca, lo que le permitió entablar amistad con muchos periodistas y críticos gastronómicos. Aquel trabajo derivó en la publicación del libro 'La Cocina de la Crítica', con el que obtuvo el Premio Euskadi de Gastronomía y el Premio de la Academia Internacional de Gastronomía de París. Durante los quince años que residió en el País Vasco, Sánchez estudió cocina, trabajó en guías gastronómicas y formó parte de equipos de organización de eventos gastronómicos, lo que le permitió acercarse al mundo de la gastronomía vasca.

Entre las personas con las que entabló relación, destacó Juan José Lapitz, con quien trabajó durante la elaboración de sus tesis y al que ahora dedica un libro. «Es una figura fundamental de la gastronomía, no solo vasca. Fue un pionero al escribir en prensa sobre restaurantes y productos, y empezó a rescatar recetas perdidas», señala el periodista malagueño. Lapitz empezó a escribir en La Voz de España y desde 1994 es colaborador de El Diario Vasco, donde cuenta con una sección semanal titulada 'Saber y sabor'.

Autor prolífico

'Juan José Lapitz. Memorias de un gastrónomo vasco' es un libro que narra la vida del prolífico escritor y periodista hondarribiarra, fundador de publicaciones, academias y cofradías gastronómicas. La obra comienza con un texto de presentación de Juan Manuel Garmendia, presidente de la Federación de Cofradías Gastronómicas (FECOGA)- cuya colaboración destaca y agradece de forma efusiva el autor del libro- y un prólogo de Benjamín Lana, director editorial de Vocento.

La publicación consta de 330 páginas, en las que se incluyen numerosas fotografías. Los siete capítulos en los que se divide el libro resumen las distintas facetas en las que ha destacado Lapitz. Se explican sus inicios en el periodismo gastronómico; sus tres grandes pasiones -la micología, la agricultura y la cocina-; su fomento de la cultura culinaria vasca así como su labor en el mundo de las instituciones gastronómicas y la dirección de colecciones de libros y boletines de investigación.

Mención especial merece el capítulo que presenta un itinerario gastronómico por las mejores mesas del País Vasco en opinión del maestro, y sus restaurantes favoritos. Lapitz evoca pueblos y el recuerdo de sus amigos cocineros, los pintxos y platos que le han llamado la atención, y las manifestaciones gastronómicas populares a través de sociedades y sidrerías. La obra dedica un espacio a las anécdotas y experiencias gastronómicas, y un último capítulo en el que se recogen los testimonios de cocineros, periodistas, críticos y representantes de instituciones relacionadas con el mundo de la gastronomía. «Pensamos que sus amigos también iban a querer escribir algo sobre él, y así ha sido».

«De primera mano»

Fernando Sánchez ha trabajado «codo con codo» con Juan José Lapitz durante el año que ha durado el proceso de redacción del libro. Los viajes a su casa de Hondarribia han sido constantes para recopilar los testimonios y experiencias de este «pionero del periodismo gastronómico», tal y como lo describe. «Fue autor pionero de ensayos culinarios, lideró el proyecto del diccionario vasco de gastronomía y con su publicación 'Ama Euskal Herria conociéndola' inauguró el periodismo de viajes» relacionado con la buena mesa.

El escritor hondarribiarra ha publicado cuarenta libros, en su mayoría sobre gastronomía vasca. «Es un ecologista en permanente contacto con la naturaleza , alguien que ha conocido de primera mano toda la actividad agroalimentaria de su entorno, de los baserritarras y arrantzales, y ha sabido contarlo de una forma muy agradable, haciendo escuela», sostiene Fernando Sánchez.

El periodista malagueño destaca el buen hacer del periodismo gastronómico en la difusión de la cocina vasca. «Las cabeceras vascas de Vocento fueron pioneras en hablar de gastronomía. Cuando en el resto de España nadie hablaba sobre restaurantes, en el País Vasco ya existían suplementos especializados en ocio y consumo, en los que se daban noticias no solo de restaurantes y recetas, sino también sobre productos. En este sentido, Euskadi ha sido puerta de entrada de muchos productos gourmet en España».

El libro 'Juan José Lapitz. Memorias de un gastrónomo vasco' se presentará públicamente el jueves de la semana que viene en un acto que tendrá lugar en la Cofradía Vasca de Gastronomía. Fernando Sánchez no descarta publicaciones futuras que recojan la labor periodista de Juan José Lapitz. « En este caso me he centrado en su parte biográfica, pero sus artículos publicados en El Diario Vasco desde 1994 darían para otro trabajo de investigación», reconoce.

Más

Fotos

Vídeos