Concierto de The Pretenders en San Sebastián: La cita del Jazzaldia 2017 que no te puedes perder

Chrissie Hynde en el centro, con el batería Martin Chambers a su derecha, miembros permanentes de The Pretenders, en la actual formación de quinteto.

Con casi 40 años de trayectoria y un álbum reciente, 'Alone', el grupo repasará su larga lista de éxitos esta noche en el Jazz Band Ball de la Zurriola

RICARDO ALDARONDOSAN SEBASTIÁN.

Tras el prólogo de ayer en forma de espectáculo multidisciplinar, 'Poem of a Cell', entra hoy en toda regla el Jazzaldia con el conjunto de conciertos que conocemos desde hace un par de décadas como Jazz Band Ball, o fiesta inaugural para todos los públicos con entrada y paseo libre. Músicas variadas en los distintos escenarios de la Zurriola, de lo intimista a lo masivo. Y en este último campo, en el gigante Escenario Verde de la arena atraerá esta noche a miles de personas uno de los grupos más influyentes del pop-rock de las últimas décadas, The Pretenders.

Si el tiempo acompaña se espera una gran afluencia de gente a ese momento estelar del Jazz Band Ball, la aparición a las 21.00 horas de Chrissie Hynde, líder o alter ego de The Pretenders, una de las figuras más carismáticas y de las voces más características del rock.

Tras la intensísima y tormentosa irrupción de The Pretenders en la oleada de la 'new wave' a finales de los años 70, el cuarteto original quedó mermado por la muerte de dos de sus componentes, el guitarrista James Honeyman-Scott y el bajista Pete Farndon. Para entonces, en ese primer periodo de 1978 a 1983, The Pretenders ya había publicado sus dos primeros y magistrales álbumes, pero Chrissie Hynde y el batería Martin Chambers continuaron con el grupo, sin perder personalidad y creatividad a pesar de los cambios de formación que vendrían después.

Buena parte de sus éxitos surgieron en los años 80, pero su estrella no ha declinado nunca

La identificación del grupo con la propia Hynde ha sido una constante desde entonces, pero The Pretenders ha conservado al mismo tiempo la consistencia de una clásica banda de rock. Chrissie Hynde representa, con Patti Smith o Janis Joplin, la máxima personalidad y fortaleza entre las mujeres que se han abierto paso en un mundo del rock dominado por los hombres. Su voz sensual y aguerrida al mismo tiempo, su carisma permanente, su amplia lista de éxitos logrados a base de distinción e inteligencia y no con estribillos facilones, le han convertido en una personalidad irreprochable.

En estas casi cuatro décadas en funcionamiento, The Pretenders ha tenido sus momentos de desaparición y resurgimiento, pero nunca han caído en la rutina de ir publicando un disco por año obligatoriamente. Su periodo más fructífero, y en el que nacieron la mayor parte de sus canciones legendarias, es el de la década de los 80, principalmente con 'Pretenders' (1980), 'Pretenders II' (1981), 'Learning To Crawl' (1983) y 'Get Close' (1986).

En ellos están muchas canciones que siguen formando hoy en día parte importante de su repertorio, perlas imperecederas del pop-rock como 'Kid', 'Brass in Pocket', la canción de Ray Davies 'Stop Your Sobbing' que hicieron suya, 'Message of Love', 'I Go To Sleep', 'Talk of the Town', 'Middle of the Road', 'Back on the Chain Gang' o 'Don't Get Me Wrong'. Una sucesión de melodías maravillosas y guitarras seductoras que permanecen intactas en la memoria y el bagaje emocional de cualquiera que haya seguido el pop y el rock de las últimas décadas.

Pero The Pretenders siguió publicando notables discos en los años 90, aunque a veces parecieran más discos en solitario de Hynde con espléndidos colaboradores, caso de 'The Last of the Independents' (1994), en el que figuraba otra de las canciones legendarias de la cantante y guitarrista, la sencilla y muy emotiva 'I'll Stand By You'. The Pretenders volvía a ser banda más cohesionada en 'Viva el amor' (1999), así, en castellano, y con aquella portada roja que evocaba los carteles del constructivismo ruso. Continuaba la lucha por el amor, el buen rollo sin mojigaterías, y también los bajones emocionales que la vida le ha dado a Chrissie Hynde.

Una decena de álbumes en casi cuarenta años, a los que habría que añadir el publicado en solitario 'Stockholm' (2014) y la colaboración con J. P. Jones bajo el nombre de J.P., Chrissie and the Fairground Boys, no son muchos, pero la estrella de Hynde en ningún momento ha declinado. De hecho, mantiene su imagen y su poderío prácticamente intactos desde sus comienzos. El último álbum de The Pretenders, publicado en el pasado mes de octubre, 'Alone' (2016), tuvo una buena acogida crítica y revela a un grupo que mantiene forma y coherencia en su regreso tras ocho años de ausencia.

Regresan a Donostia ocho años después de su concierto en el auditorio del Kursaal

Precisamente en aquella anterior gira de 2009, cuando publicaron el álbum 'Break Up the Concrete', dieron The Pretenders su último concierto en San Sebastián hasta ahora, en el auditorio del Kursaal. Pero la rotundidad en escena de Chrissie Hynde y los suyos se ha ido comprobando a lo largo de las décadas: ya estuvieron en el Polideportivo de Anoeta en 1995 y en la plaza de Toros de Illumbe en 1999.

Esta noche, además de Chrissie Hynde y Martin Chambers, también estarán los otros dos componentes The Pretenders en la última década, el guitarrista James Walbourne y el bajista Nick Wilkinson. Y como teclista, el muy distinguido Carwyn Ellis, colaborador de Edwyn Collins, con quien ya actuó en Intxaurrondo, y de Sarah Cracknell, que además mantiene su excelente banda propia, Colorama.

52 HEINEKEN JAZZALDIA

Fotos

Vídeos