Edurne Ormazabal será la directora general de Tabakalera para dar otro impulso al centro

La nueva directora general de Tabakalera, Edurne Ormazabal, ayer tarde en la entrada del centro cultural desde la zona del pasadizo./LOBO ALTUNA
La nueva directora general de Tabakalera, Edurne Ormazabal, ayer tarde en la entrada del centro cultural desde la zona del pasadizo. / LOBO ALTUNA

La directiva de EITB se situará a la cabeza de un organigrama en el que Ane Rodríguez sigue como responsable cultural. El nombramiento busca dotar al centro de mayor coherencia, incorporar a las industrias culturales, atraer a nuevos públicos y mejorar la comunicación

ALBERTO MOYANOSAN SEBASTIÁN.

La periodista Edurne Ormazabal será la nueva directora general de Tabakalera, tras el nombramiento aprobado a primera hora de ayer por el consejo de administración del centro, en una reunión relámpago que se prolongó durante apenas media hora. La designación de Ormazabal para un puesto de nueva creación reorganiza el organigrama de Tabakalera, con Ane Rodríguez como directora cultural del proyecto y Oihana Zarra al frente de la gerencia. La intención de las instituciones que rigen el centro es que este nuevo cargo, que ocupará la hasta ahora directora comercial de EITB, se encargue de dotar de mayor coherencia al conjunto de las actividades del edificio, refuerce su imagen pública, establezca lazos de colaboración con las industrias creativas del país y atraiga a nuevos públicos con una programación más accesible. La incorporación de Ormazabal, con una amplia trayectoria como comunicadora a sus espaldas y 'rostro' conocido también por el gran público como presentadora de las galas del Zinemaldia desde hace años, se producirá a lo largo del mes de febrero.

La reunión de ayer del consejo de administración - del que forman parte el Ayuntamiento donostiarra, la Diputación Foral de Gipuzkoa y el Gobierno Vasco- culminaba el proceso de selección de la nueva directora general abierto el pasado mes de octubre y desarrollado en un clima de máxima discreción. En el encuentro, de poco más de media hora de duración y convocado de urgencia el jueves por la noche, los miembros del consejo mostraron su apoyo a la elección de Ormazabal, con la única abstención de la representante municipal de EH Bildu, Amaia Almirall, que se abstuvo en coherencia con la posición que mantuvo su grupo ante la decisión de crear este nuevo cargo. No obstante, mostró también su respaldo a la nueva directora general del centro.

La incorporación de la nueva directora al cargo se producirá a lo largo del próximo mes de febrero

Aunque ni la propia Ormazabal ni la directora cultural, Ane Rodríguez, quisieron ayer hacer declaraciones, sí intercambiaron gestos de afecto al término de la reunión. De hecho, la nueva directora general se congratuló por su incorporación a un equipo directivo de Tabakalera conformado íntegramente por mujeres. La apuesta por Ormazabal, defendida por el Gobierno Vasco y respaldada por la mayoría del consejo de administración, busca mejorar la comunicación interna del centro y la coherencia de programas, ya que las instituciones entienden que fortalecerá la imagen del centro y facilitará la implicación de nuevos sectores culturales, en especial, del ámbito privado. A nadie se le escapa el esfuerzo económico que cada año supone el mantenimiento del centro para los presupuestos públicos.

Desde Tabakalera, se indicó que los cometidos de la nueva dirección general serán «desarrollar una visión y una estrategia comunes para todas las instituciones y equipamientos que la componen; profundizar en la proyección de su carácter internacional; impulsar relaciones con el sector de las industrias culturales y creativas, y con el tejido creativo y económico; promover fuentes de financiación privada, y representar al proyecto». En este sentido, la institución avalaba la elección de Edurne Ormazabal en el hecho de que «cuenta con una probada trayectoria en la gestión y dirección de proyectos de gran envergadura en diferentes ámbitos: desde los medios de comunicación a la gestión de los mismos, pasando por su colaboración con actividades culturales de prestigio, así como en iniciativas promovidas por la industria cinematográfica, audiovisual y musical». Tras recordar que en EITB «ha gestado y desarrollado diversos proyectos que van de la puesta en marcha y consolidación de la emisora musical euskaldun Euskadi Gaztea a la renovación del canal digital eitb.com o la puesta en marcha del servicio de radio y televisión a la carta», la nota de Tabakalera elogiaba su «amplia experiencia en la dirección de equipos multidisciplinares y en la gestión de proyectos transversales». Así, apuntaba el comunicado, «ha colaborado con empresas, instituciones y medios de comunicación públicos y privados, y cabe destacar su colaboración con el Festival de San Sebastián durante largos años». Por último, resaltaba su «gran experiencia en la gestión financiera de proyectos de alto presupuesto, así como en el diseño y gestión de eventos culturales y empresariales de primer nivel para compañías, asociaciones e instituciones tanto en la CAV como en el estado».

Estrechar la relación con las industrias creativas del país será uno de los cometidos de Ormazabal

Más allá de esta declaración de intenciones y a la espera de que entre en funcionamiento el nuevo organigrama, Ormazabal llega a la dirección de Tabakalera con el mandato institucional de «aterrizar» el proyecto cultural, de manera que sin eliminar la línea de actividades más exigentes y para públicos más especializados, se pongan en marcha otras líneas programativas más accesibles y atractivas para la ciudadanía con el objetivo de atraer a nuevos públicos y redefinir la imagen del centro.

Fin del proceso de reflexión

El consejero de Cultura y presidente de turno del consejo de administración de Tabakalera, Bingen Zupiria, recordó que la creación de la nueva dirección general del centro y el nombramiento de Ormazabal son el fruto de «un largo proceso de reflexión por parte de las instituciones en búsqueda de la fórmula más adecuada» para dar un impulso al centro. «Ésta es la culminación de este trabajo y ahora el objetivo es ampliar las actividades que se realizan en y desde Tabakalera». Zupiria destacó la importancia de reforzar las iniciativas privadas mediante fórmulas como la que impulsa la Diputación de Gipuzkoa a través del futuro laboratorio de apoyo a las industrias audiovisuales en euskera. En cuanto a la candidata elegida, el consejero vasco de Cultura destacó «su capacidad de gestión y en el liderazgo de equipos de trabajo», así como la circunstancia de tratarse de una persona «conocida y con proyección pública. Además, es mujer y euskaldun», concluyó Zupiria.

El diputado general de Gipuzkoa, Markel Olano, también valoró «muy positivamente» el nombramiento de Ormazabal, «una gran guipuzcoana con una larga trayectoria profesional en el mundo de la comunicación y una demostrada experiencia en la gestión y dirección de grandes proyectos». Olano se mostró «convencido de que seremos capaces de impulsar con éxito, y en colaboración, todas las iniciativas puestas en marcha con gran ilusión», señaló el diputado general de Gipuzkoa, antes de desearle «la mejor de las suertes en su nueva andadura profesional».

El alcalde donostiarra, Eneko Goia, se manifestó «encantado» con la elección «que pone fin al proceso de reflexión sobre Tabakalera, una vez que todas las instituciones coincidimos en la necesidad de crear esta figura al frente del proyecto». Goia mostró su confianza en que Ormazábal se encargue de «aglutinar todo el proyecto y darle un impulso, no sólo al Centro Internacional de Cultura Contemporánea, sino al conjunto de iniciativas» que conviven en el edificio. En este punto, aseguró que la nueva directora general «responde al perfil adecuado, con una trayectoria vinculada a los medios de comunicación y la dirección de equipos».

Tabakalera cuenta este año con un presupuesto de 5.852.529,30 euros, 31.000 euros más que en el ejercicio que se acaba de cerrar. Este incremento procede de los ingresos propios del centro, ya que las tres instituciones que integran el consejo mantendrán su aportación, que es de 1.600.000 euros cada una.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos