'Handia', de Garaño y Arregi, se estrena mañana en las salas comerciales

Jon Garaño y Aitor Arregi, directores de 'Handia' y cinéfilos inagotables. /MICHELENA
Jon Garaño y Aitor Arregi, directores de 'Handia' y cinéfilos inagotables. / MICHELENA

E.P. MADRID.

Jon Garaño y Aitor Arregi viajan al siglo XIX para abordar el choque entre la tradición y la modernidad en 'Handia', un filme rodado en euskera que llega a los cines mañana, tres años después de su ópera prima, 'Loreak', seleccionada para representar a España en los Oscar. «Muchas veces se ha vendido Euskadi como una unidad, donde todo el mundo pensaba de una manera, y eso no es así, hay muchos puntos de vista sobre muchas cosas y en lo político también», afirmó Garaño al socaire del estreno del filme.

'Handia', galardonada con el Premio Especial del Jurado en la pasada edición del Zinemaldia, cuenta la historia real de dos hermanos, uno de ellos considerado el más alto del siglo XIX, y su largo viaje por Europa. En esta historia de ambición, dinero y fama, elementos que cambiaron para siempre el destino de esta familia, la película refleja con las guerras carlistas como telón histórico de fondo, el choque entre dos fuerzas: «Quienes quieren cerrarse en la tradición y quienes quieren abrazar el progreso».

La confrontación entre pasado y futuro no solo habla del plano «social» sino también «político», indicó Garaño. «Tenemos unos gobernantes que hace unos años serían impensables», dijo. Aunque la película presenta a carlistas y liberales, estos dos polos representan a «los conservadores y los progresistas» de la actualidad, «aunque en términos diferentes». «Hay gente que no cambia y gente que quiere cambiar. Aplicándolo a España, sería PP y Podemos, y en mitad hay muchas cosas», apuntó.

Fotos

Vídeos