Diario Vasco

Un libro olvidado arroja luz sobre Gabriel Aresti

El profesor, crítico literario y ensayista Jon Kortazar, ayer durante la presentación del libro.
El profesor, crítico literario y ensayista Jon Kortazar, ayer durante la presentación del libro. / TELEPRESS
  • Tras una investigación de Jon Kortazar, el Ayuntamiento de Bilbao publica un volumen que revela que Aresti escribió poesía social mucho antes de lo que se creía

El día que la archivera de Euskaltzaindia, Josune Olabarria, le dijo al catedrático de la Universidad del País Vasco Jon Kortazar que tenía para él un libro inédito de Gabriel Aresti, lo único que pudo decir Kortazar fue «mmmm». El título del libro ya le sonaba, así que lo primero que pensó fue que tan inédito no podía ser. 'Mailu batekin' era, de hecho, el nombre que recibió un quinteto de poemas que ya se había publicado en el año 1964 en la revista literaria 'Egan', la de Mitxelena, con la que Aresti colaboraba «bastante», recuerda Kortazar.

Pero había algo en aquel volumen mecanoscrito que iba mucho más allá del hecho de que su contenido hubiera sido o no publicado antes de ahora, que es cuando ve la luz 'Mailu batekin: Biola batekin' tal y como fue concebido por el poeta bilbaíno a principios de los años 60. La edición realizada por Jon y Paulo Kortazar con la financiación del Ayuntamiento de Bilbao de los poemas recogidos en ese original muestra que Aresti comenzó a trabajar la poesía social mucho antes de lo que se creía. También que estos versos, donde se habla de grandes figuras poéticas y donde el autor se sitúa en la línea de «los que murieron en la Guerra Civil, Federico García Lorca, Lauaxeta y Miguel Hernández», son anteriores o al menos coetáneos del trabajo 'Harri eta Herri' (publicado en 1964).

El libro que estaba en el archivo de Euskaltzaindia data de 1962 -es de suponer que el autor llevaría tiempo trabajando ya en esos poemas-. Es la copia que el bilbaíno presentó al premio literario Lizardi, que no ganó. O que al menos no ganó aquel año, porque el hecho es que en 1965 «presentó el mismo material, con las mismas erratas incluso, aunque con otro orden, y entonces sí». Aquello fue el germen de 'Euskal Harria', libro publicado con el dinero del premio Lizardi en 1967. En principio iban a ser 120 poemas, incluidos esos 31 de 'Mailu batekin: Biola batekin', pero la censura lo adelgazó hasta dejarlo en la mitad. Lo mismo ocurrió con el trabajo de Agustín Ibarrola, el artista al que Aresti pidió su colaboración. También sus grabados fueron censurados. En un guiño a aquella relación entre ambos creadores, la edición presentada ayer cuenta con los dibujos de otro Ibarrola, el nieto Naiel (que ha recuperado algunos motivos utilizados por el abuelo).

Cartas inéditas

«Aquí hay un Aresti reflexionando sobre poesía, siguiendo a Blas de Otero, quizá menos narrativo que en 'Harri eta Herri', más brutal y menos ensimismado, más directo», describe Jon Kortazar. Cuando en 1965 lo presenta por segunda vez al Lizardi, con un nuevo orden, «lo político y social pasa ya a primer plano», insiste.

La edición recoge asimismo nueve cartas inéditas. Una de ellas resulta muy curiosa. En la misiva, Aresti informa a Euskaltzaindia de que ha recibido una postal de Miguel Arruza con un texto irónico: 'Navidadeak eta Año Nuevoa Felicidade Completoarekin Pasatu». Aresti mantuvo varias polémicas con Arruza (1890-1966) un escritor destacado por su purismo lingüístico.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate