Diario Vasco

'16 artistas guipuzcoanos', una muestra ecléctica de pintura y escultura

Óleo titulado 'Donostiarras', de José Manuel Ábalos, una de las pinturas incluidas en la muestra.
Óleo titulado 'Donostiarras', de José Manuel Ábalos, una de las pinturas incluidas en la muestra.
  • La exposición contará con sesenta cuadros y doce esculturas, donde el paisaje guipuzcoano, y sobre todo el mar, son los protagonistas

  • La galería donostiarra Vetus Art inaugura la exposición el miércoles

«No se ha pretendido ilustrar una época, ni un estilo, ni una técnica en concreto, sino todo lo contrario», con esa ambiciosa muestra de intenciones que adelanta Julia María Carvajal, de la Asociación Cultural Arte XXI, se presenta este miércoles la exposición '16 artistas guipuzcoanos' en la Galería Vetus Art de la calle Hernani (Donostia). En ella se mostrarán sesenta pinturas y doce esculturas de hasta dieciséis pintores -en algunos casos también escultores- guipuzcoanos, como indica el título de la muestra.

Se trata de una exhibición ecléctica en la que conviven distintos estilos y técnicas. Como apunta Carvajal, cuya asociación organiza la exposición, «en cuanto al estilo se puede encontrar el expresionismo, la abstracción, el impresionismo», mientras que en lo que se refiere a la técnica tendrán cabida «el óleo, la acuarela, el grabado...». Esta variedad tiene una explicación y es que se busca que las obras que se muestran representen a los artistas actuales que se encuentran en estos momentos trabajando y exponiendo no solo en Euskadi, sino en toda Europa.

Dieciséis son los elegidos para empapar de arte la galería donostiarra, un guiño representativo al 2016, año de la Capitalidad de la Cultura. El destino ha querido también que la inauguración tenga lugar el día 16, que como reconoce Gregorio Cibrián, de la Galería Vetus Art, «es una casualidad que se ha aprovechado».

Entre las obras expuestas, explican desde la organización, se percibe la admiración hacia el francés Monet en una de las pinturas de José Manuel Ábalos, el lirismo del paisaje guipuzcoano de la mano de Martxe Arana, y la pintura con mensaje de Jokin Arman, así como el compromiso social de Juan Carlos Cardesin.

El mar, seña de identidad

No solo eso, ya que el público que acuda a la sala donostiarra podrá advertir también la delicadeza en el grabado de Julia Calvo, la elegancia arquitectónica de Jesús Delgado, la bella maestría de Javier Sagarzazu y la sensación de movimiento y libertad que transmite Javier Soto.

La temática sigue la misma regla que el estilo y la técnica: ninguna. Es por eso que se pueden encontrar infinidad de intenciones en las obras, aunque sí que se puede observar un punto en común entre todas ellas a través del paisaje guipuzcoano y dentro de él, en el mar. «Eso es como una seña de identidad de los artistas guipuzcoanos. También hay paisajes interiores, pero es raro que un artista de nuestro territorio nunca haya pintado el mar, sobre todo si es donostiarra», indica Carvajal.

Así, los estilos y técnicas convergen como un río en el mar. Ejemplo de ello es la fuerza inspiradora del océano en los cuadros de Víctor Goikoetxea, o el clasicismo paisajístico de Gemma Monreal. No podía faltar tampoco el homenaje a los colores donostiarras a cargo de Juan Eizaguirre, y siguiendo con las tonalidades, la energía positiva que transmite con ellas la paleta de Soledad Narro.

La fuerza de la no figuración de Laura Esteve, la simbología en la que se sustenta la obra de Nisa Goiburu, y la sutileza de la pintura al natural en las piezas de Jokin Telleria, son junto a la representación de lo imaginado de Josu Urtizberea, las restantes creaciones que se pueden admirar a partir de este miércoles.

La selección definitiva de estos autores y no otros se debe al «nivel de calidad» que se ha querido mantener según apunta Carvajal, ya que «ningunas son personas que estén empezando a desarrollar su trabajo en las artes plásticas, sino que todas llevan bastantes años ya y cuentan con un currículum muy interesante». Podrían haberse incluido otros artistas, pero se han buscado estilos diferentes y el número era limitado. «Afortunadamente hay muchos», se congratula.

En un principio la muestra iba a albergar exclusivamente pinturas, pero muchos de los artistas poseen también un carácter multidisciplinar, que les ha llevado a reconvertirse en escultores con creaciones muy representativas de Gipuzkoa en general y Donostia en particular. «Cada artista lleva por lo menos en una de sus obras algún motivo de Gipuzkoa o de Donostia», señala representante de Arte XXI.

La exposición, que se abrirá al público el miércoles, durará hasta el 3 de diciembre, con un horario de 11.30 a 13.30 horas por la mañana y de 17.00 a 21.00 horas por la tarde. Las puertas de la galería del centro donostiarra permanecerán abiertas además de lunes a sábado.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate