Diario Vasco

Se retrasa varios meses la reconstrucción de la cúpula del Bellas Artes

La cúpula fue derribada hace más de un año por su mal estado.
La cúpula fue derribada hace más de un año por su mal estado. / USOZ
  • Un replanteamiento de las condiciones del pliego por parte de la empresa adjudicataria obliga a sacar la obra de nuevo a concurso

La reposición de la cúpula del edificio Bellas Artes de San Sebastián se va a retrasar varios meses más. Las diferencias entre la empresa adjudicataria del encargo y el Ayuntamiento sobre la forma de construir la nueva estructura van a obligar a sacar estos trabajos de nuevo a concurso, según reconoció ayer el concejal de Urbanismo, Enrique Ramos.

La administración municipal sacó a finales de julio a licitación las obras de reposición de la cúpula del Bellas Artes, tras la negativa de la propietaria (la empresa Sade) a ejecutar estos trabajos por entender que el estado ruinoso del edificio podría no soportar el peso de la nueva cúpula. El Ayuntamiento encargó en primavera la redacción del proyecto al arquitecto Alfonso Encío, bisnieto de Ramón Cortázar quien diseñara el edificio en 1914.

La nueva cúpula, que sustituirá a la derribada el pasado mes de octubre, recuperará el aspecto de la original con una cubierta de pizarra, los nervios con apariencia de piedra y con sus antiguos elementos ornamentales. El Ayuntamiento asumió el proceso de ejecución propuesto por Encío mediante la construcción de la nueva estructura al pie del edificio, para su colocación posterior mediante una grúa en lo alto del inmueble. Así quedó recogido en el pliego de condiciones del concurso restringido efectuado para seleccionar a la empresa que lo llevaría a cabo.

Según explicó el concejal de Urbanismo, Enrique Ramos, la adjudicataria del encargo quería utilizar otro proceso de construcción porque de lo contrario no le venía a cuenta ejecutar el trabajo. Los servicios jurídicos municipales han entendido que esta modificación suponía «un cambio sustancial» de las condiciones del contrato, por lo que finalmente se ha decidido convocar una nueva licitación. El concurso tendrá un carácter abierto, no restringido como el anterior, según añadió el responsable municipal.

La operación de reposición de la cúpula del Bellas Artes tiene un presupuesto que ronda los 240.000 euros, un dinero que tendrá que sufragar la empresa propietaria, aunque por su negativa a realizar las obras las ejecutará el Ayuntamiento de forma subsidiaria.

El proceso de diálogo emprendido hace año y medio por la Sade con el Gobierno Vasco sobre el uso futuro de este inmueble catalogado como monumento (y, por tanto, muy limitado para hacer posibles reformas ) sigue sin dar sus frutos.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate