Diario Vasco

El grupo Shinova presenta su cuarto disco hoy en Donostia

  • La banda vizcaína abraza el indie alternativo en 'Volver' tras fichar por una multinacional y apuesta por canciones crudas de sonido limpio

Es su cuarto disco pero, por la repercusión mediática, parece que fuera el primero. La banda vizcaína Shinova presentará hoy en directo, en el Fnac donostiarra (19.00 horas), su nuevo álbum 'Volver' (Warner). Fundados en 2008 por el cantante Gabriel de la Rosa (The Kraven) y el bajista Ander Cabello (Muted), con un sonido adscrito al metal melódico onda Tool, tras varios cambios de formación, el grupo se ha asentado como quinteto y da en su cuarto disco «una vuelta de tuerca más» hacia su transición a una sonoridad más próxima al indie alternativo. La banda defiende su evolución musical. «El mayor salto sonoro fue del segundo al tercero. Atravesamos una fase oscura. A partir de 2011 paramos, hubo cambios de formación, y empezamos a trabajar en muchos temas que llevaban líneas musicales dispares. Dimos con una que se salía de lo que habíamos hecho al principio y que, más o menos, es esta. Y quisimos seguir por ahí».

Así, hasta hoy. Shinova apostaron desde sus comienzos por la autogestión y este 'Volver' sigue un proceso similar salvo en una nada desdeñable variación: han dado el salto a la multinacional Warner que decidió respaldar el disco después de que la banda les presentará las nuevas canciones ya registradas. «El disco estaba grabado antes. La forma de funcionar de las multis ha cambiado mucho. Lo normal es que la banda invierta en el master, tenga el disco y ellos se encarguen de la promoción y de moverlo. Antes podían sobrevivir de dos artistas pero hoy día no se pueden permitir eso y han entendido que las propias bandas son los mejores consejeros a la hora de planificar sus carreras».

En este disco se van a encontrar canciones sinceras en temáticas, letras crudas con un sonido más limpio pero son lo que somos nosotros, no hay trampa ni cartón.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate