«La sociedad la fundamos entre 13 amigos»

Celso Castro, uno de los fundadores de la Carballeira / ETXEBERRIA

Celso Castro 84 años, llegó hace 60 a Zarautz

A.E. ZARAUTZ.

Celso Castro Vidal tiene 84 años (nacido en 1933) y llegó hace 60 años a Zarautz de A Lonia, aldea muy próxima a la capital ourensana. Con una sonrisa y amabilidad nos comenta que en primer lugar llegó a Bilbao y luego estuvo de fontanero en Eibar antes de ir a la mili trabajando en todo lo que era ALFA. Después de la mili se puso de encargado en una empresa de San Sebastián y finalmente se vino a Zarautz poniéndose como autónomo.

«Estoy contento. Hemos llegado a ser en fontanería una de las firmas más grandes de Gipuzkoa». Orgulloso de la familia, añade que tienen las oficinas en Abendaño y que la empresa lo llevan los 4 hijos. «Con nosotros han trabajado hasta 24 obreros, pero ahora, en la actualidad, el trabajo ha bajado muchísimo en comparación a nuestros años mozos, en los que se trabajaba mucho, pero se ganaba dinero». Recuerda bien que cuando arribó a Zarautz había mucho trabajo. «Trabajábamos hasta 11 horas al día porque había que terminar la obra. Se facturaba y también pagaban con pisos o locales de la obra donde trabajábamos».

Un par de veces al año suele viajar a Galicia. «Allí están una hermana con ocho hijos y otra hermana con tres hijos y tengo una casita de cuando murieron los padres, con terreno para plantar, ya que tengo la agricultura como hobby». De hecho, disfruta del terreno de la casita que tienen en Getaria, al inicio de la subida a San Prudencio. «Tengo tomates, pimientos, cebollas..., aunque también me tengo que cuidar un poco, ya que me dio un ictus hace 22 años».

Celso Castro es de los más veteranos de la sociedad Carballeira. «Los fundadores de la sociedad fuimos 13. Antes veníamos mucho y había que reservar las mesas con tiempo. Éramos siete de la cuadrilla: Sobrino, Iglesias el cuchillero, Echave (este es de Zarautz), etc., pero los años y el fallecimiento de algunos hace que ya sea diferente». Pese a ello, no desaprovecha la celebración de la fiesta de la colonia gallega para saborear un buen pulpo.

Fotos

Vídeos