«La República Centroafricana atraviesa una situación calamitosa»

Mikel Mendizabal, Patxi Elola, Berta Mendiguren, Alfredo Torrescalles y Arantxa Urreisti, ayer en Zarautz.
Mikel Mendizabal, Patxi Elola, Berta Mendiguren, Alfredo Torrescalles y Arantxa Urreisti, ayer en Zarautz.

Cooperantes con este país agradecieron la ayuda que reciben del ayuntamiento de Zarautz, empresas y particulares, a través de la Fundación Bangassou

ANTXON ETXEBERRIAZARAUTZ.

La Fundación Bangassou lleva desde el año 2003 aportando su granito de arena, apoyando la labor humanitaria del obispo cordobés Juan José Aguirre durante estos últimos 30 años en la República Centroafricana. La Fundación tiene delegación en Zarautz, con el vecino Mikel Mendizabal como delegado y alma mater a la hora de recabar toda la ayuda posible con destino a la República Centroafricana, un país que está atravesando por una calamitosa situación en todos los aspectos, con guerras internas provocadas por intereses económicos, sin un Estado propio, con grandes necesidades de ayuda humanitaria... Poco se habla de este país, pero hay un dato elocuente: según el índice de Desarrollo Humano, se trata del segundo país más pobre del mundo, solo superado por Níger.

El ayuntamiento de Zarautz lleva desde el año 2008 colaborando con la Fundacción Bangassou, con aportaciones anuales para poner un pequeño grano de arena en el desarrollo del país, bien para construir carreteras, centros médicos, escuelas, ya que las necesidades son ab solutamente todas. Este año el ayuntamiento ha aportado 14.269 euros, en concreto para fortalecer el aspecto educativo, levantando un colegio en la localidad de Samba. «Ya sabemos que no es gran cosa, pero estamos comprometidos», comentaba en la mañana de ayer el concejal del área de cooperación con el Tercer Mundo, Patxi Elola. Le acompañaron en el acto para dar a conocer la situación que padece Bangassou, el propio Mikel Mendizabal; la cooperante mutrikuarra Arantxa Urreisti; la antropóloga y cónsul honoraria de Bangui, Berta Mendiguren, además del periodista y director donostiarrra, Alfredo Torrescalles, director de la película-documental 'Los párpados cerrados de Centroáfrica', un recorrido por la geografía social de la República Centroafricana, para entender las claves de su situación desestructurada y por qué uno de los países más ricos en recursos naturales se ha convertido en un Estado fallido.

La película muestra cómo detrás de un conflicto supuestamente religioso subyacen intereses económicos y políticos.

Un viaje de observación que da voz a diversos sectores sociales y compone un mosaico de testimonios y visiones que aproximan al espectador a las diferentes dimensiones que esconde esta 'guerra olvidada', tras el pretexto del enfrentamiento religioso.

«Pretendemos dar voz a los que no tienen, visibilizar la situación de la República Centroafricana», comentaban ayer los cooperantes con este país con unas dimensiones mayores que Francia y Benelux (Bélgica Países Bajos y Luxemburgo), pero con apenas 4 millones de habitantes. «La República Centroafricana, en el corazón del continente africano, es un país muy inestable ya desde su independencia en 1960 con continuas guerras por el poder y control de la zona. Su población se encuentra totalmente desamparada y olvidada tanto por los políticos locales como mundiales. Con un nivel de pobreza extremo, malnutrición, falta de los recursos sanitarios más imprescindibles, falta de escuelas... Un panorama desolador que hace sonrojarnos a los que disfrutamos de la vida de Occidente», señalaban, agradeciendo al ayuntamiento y a todas las empresas y particulares que colaboran con ellos. Si alguién más quisiera colaborar, el contacto es Mikel Mendizabal: tfn: 670.900734, kelmi04@gmail.com

Fotos

Vídeos