Su práctica reporta múltiples beneficios

La práctica del 'nordic walking' o marcha nórdica reporta múltiples beneficios al organismo humano. Tan es así que los médicos ya aconsejan su práctica. Por una parte, es mucho más efectivo que caminar sin bastones; la sobrecarga sobre la articulaciones es mucho menor que en el jogging. Importante también es el dato de que con su práctica se trabaja el 90% de la musculatura del cuerpo. Por otra parte, aumenta el suministro de oxígeno; asimismo, relaja la tensión de la nuca y de las cervicales; elimina el stress; de la misma manera, optimiza el trabajo del corazón; refuerza el sistema inmunológico y, en una palabra, retrasa el envejecimiento.

Fotos

Vídeos