Diario Vasco

Babyauto Zarautz se ve capacitado para pelear por el segundo puesto

Babyauto Zarautz. El equipo, que sumó una nueva victoria, está en buena línea.
Babyauto Zarautz. El equipo, que sumó una nueva victoria, está en buena línea. / ETXEBERRIA
  • Tras la victoria conseguida en Oviedo (28-37), los zarauztarras son terceros, tras el Burgos y Bera Bera

Primer partido de 2017 y primera victoria para el Babyauto Zarautz en el campo del Real Oviedo por 28-37 en un partido de brega, lucha y superación que no empezó nada bien ya que en el minuto 2, el Oviedo lograba su primer ensayo. Mientras lo transformaban, Phil Huxford pedía concentración a sus pupilos y medio minuto después Aitor Amilibia tuvo que ser sustituido por un problema muscular.

Nada bien comenzaba la andadura del Babyauto Zarautz en el campo del Naranco, pero, se podía remontar, y se pusieron el traje de faena. Así, en el minuto 8 Xalbat Amilibia transformaba un golpe de castigo inaugurando el marcador para los chicos de la tortuga, 7-3.

El Babyauto Zarautz trabaja mucho y bien con sus delanteros y demostrando un gran poderío en melé, lograron meter al Oviedo en su línea de 22; pero los asturianos se defendían y aprovechaban sus virtudes como en los saques laterales o touch, donde se apoderaban del balón sin dejar opciones a los zarauztarras. Toma y daca continuo en el que el Zarautz se puso por delante por medio de Matt Macdougal con un ensayo en el minuto 18, transformándolo Xalbat. Seguidamente una patada de castigo en el minuto 22, donde Corey Simpsom mostraba el poderío de su pierna. Con el 7-13, el Oviedo reacciona y en 6 minutos lograron dos ensayos transformados; 21-13 con el que se van al descanso sin dejar claro cuál de los dos equipos era superior.

Tras la vuelta al césped, según caía el sol y descendía la temperatura, el Babyauto Zarautz se imponía, bien con la línea de tres cuartos o con la delantera, presionando a los defensores del Oviedo, logrando un ensayo en el minuto 47 y otro en el 55 por medio de Xanti Irazusta y de Ander Rekondo, sumando Corey Simpsom 2 puntos más al materializar una transformación adicional. 21-25, con 25 minutos por delante todavia de pelea, de lucha, de carreras de ida y vuelta, de patadas en profundidad, y consecuencia de ello, el Oviedo lograba un nuevo ensayo que le daba un punto bonus, pasando el oval entre los palos en su transformación.

Esfuerzo y sufrimiento

Otra vez por detrás, 28-25, tocaba remontar, y el tiempo corría en contra, pero, el Babyauto Zarautz tiene capacidad para remontar situaciones complicadas, y los chicos asumieron que ese era su trabajo y no perdonaron. Se apoderaron del balón, del medio del campo, y cuando todos caen uno se levanta y continúa peleando y su compañero le apoya y ... esto es rugby; con trabajo y esfuerzo y sufrimiento, se imponen logrando dos nuevos ensayos por medio de Mauro Perilli y de Phil Huxford y con una nueva transformación de Corey Simpsom poniendo en el marcador el 28-37 final. Tras el pasillo de respeto, y con la fatiga en el rostro, se apreciaba la sonrisa de los jugadores que ven como ante las dificultades, poco a poco van remontando.

Tras esta victoria y el punto bonus, Babyauto Zarautz se afianza en la tercera plaza con 44 puntos, por detrás del Bera Bera (52 puntos) y Burgos (60). Este próximo fin de semana los zarauztarras recibirán en Asti al Vigo.

En el partido de Oviedo jugaron: Xabier Rekondo, Xabier Prieto, Jon Larrañaga, Mikel Larrañaga, Ander Rekondo, Mauro Perilli, Josu Galarraga, Xanti Irazusta, Phillip Huxford, Xalbat Amilibia, David Vega, Corey Simpson, Matthew Mcdougall, Joseba Galarraga y Aitor Amilibia. También jugaron Jake Serex, Iñigo Lasa y Eneko Kortajarena.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate