El derbi fue una alegre fiesta del fútbol

Los seguidores más entusiastas del Anai se hicieron notar y las aficiones animaron a los equipos, que jugaron con deportividad./
Los seguidores más entusiastas del Anai se hicieron notar y las aficiones animaron a los equipos, que jugaron con deportividad.

Cientos de seguidores de ambos equipos disfrutaron de un partido serio en un concurrido Txerloia. Aunque el empate a cero no solucionaba la papeleta a ninguno de los dos equipos, todos disfrutaron de la jornada

JOAQUIN SUDUPE AZKOITIA.

El derbi entre el Anaitasuna y el Lagun Onak fue una entusiasta fiesta del deporte, a pesar de que en lo deportivo el empate a cero no solucionaba la papeleta a ninguno de los dos equipos.

Pocas veces se ve el campo azkoitiarra con un lleno tan reseñable y con dos numerosas aficiones que compartieron ganas y espacio sin ningún incidente. La jornada comenzó con la comida de confraternización que las directivas de ambos equipos hicieron en el restaurante Joseba de Azkoitia. Y lo hacían acompañados de Juan Luis Larrea, presidente provisional y candidato a presidir la Federación Española de Fútbol, además del alcalde y concejal de deportes azkoitiarras.

Confraternización

El ambiente de confraternización siguió en el campo con la asistencia de cientos y cientos de seguidores de ambos equipos que disfrutaron de un partido serio; sin demasiadas oportunidades y que se desarrolló con deportividad.

Txerloia estrenaba nuevas cubiertas para las zonas de la entrada (con nuevas taquillas) y zona de marcadores, feudo de los seguidores más entusiastas del equipo que volvían a hacerse notar con petardos, bengalas y un entusiasmo irrefrenable empujando y animando a un Anai que requiere un par de victorias para salir de puestos de descenso y encarar con optimismo la liga.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos