El Anaitasuna entra en una peligrosa espiral tras ocho partidos sin victorias

En el segundo tiempo no consiguió superar al adversario.
/SUDUPE
En el segundo tiempo no consiguió superar al adversario. / SUDUPE

Perdió 1-2 en casa ante el Somorrostro vizcaíno Este fin de semana el equipo tiene descanso y el día 17 se medirá en Getxo en un partido crucial

JOAQUIN SUDUPE AZKOITIA.

El equipo de Tercera División del Anaitasuna ha entrado en una peligrosa espiral. Lleva ocho partidos sin ninguna victoria, desde el 15 de octubre ante el Portugalete, y está lejos de aquel sólido equipo que mostraba músculo y no perdía ningún partido al inicio de temporada. Esta mala racha le ha llevado a puestos de descenso y el partido que jugará el próximo 17 de diciembre en Getxo (este fin de semana toca descanso) será determinante para su continuidad en la categoría.

El Anai perdió por 1-2 en casa ante el Somorrostro este pasado domingo. El primer tiempo de los rojillos fue malo y en 5 minutos ya habían encajado un gol de los vizcaínos. El partido corría por la misma senda que otros anteriores, el equipo encajaba un gol tempranero que; callaba a la afición y daba lugar a un querer y no poder en su intento de dar la vuelta a un adverso marcador.

El Anai dio lugar a pocas ocasiones y lo intentó moviendo el balón desde las alas al centro y tras robar un balón, al contraataque, el visitante conseguía el 0-2 que ponía las cosas todavía más difíciles al equipo comanda por Quindos.

En el minuto 41, en un penalti pitado a favor del Anai, Mikel Arzalluz redujo la distancia tras conseguir el gol y conseguía mantener vivo al equipo hasta el descanso.

En el segundo tiempo, el Anai no consiguió superara a un adversario que se hizo fuerte en su campo, jugando a la defensiva y buscando el contraataque, táctica que a punto estuvo de darle el tercer gol y sentenciar el encuentro. Aún y así, el Anai se esmeró en conseguir el punto del empate, hizo todo lo que pudo, pero tuvo pocas oportunidades.

Ya en el tiempo de descuento tuvieron una oportunidad de igualar el partido tras una jugada de Markel Eskurtza que, desgraciadamente, no pudo materializarse.

Sin puntos, el Anaitasuna sigue sin poder recuperarse. El equipo de Igor Quindos está en puestos de descenso a tres puntos de salir del agujero (tiene tan solo 13 puntos). Este fin de semana el equipo tiene descanso y el día 17 se medirá en Getxo en un partido crucial. El adversario está, con tres puntos menos, detrás del Anai en la tabla de la clasificación.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos