Diario Vasco

Patxi Vaquerizo: «La innovación y adaptarse a la nueva forma de enseñar ha guiado al centro»

Vaquerizo señala el cartel del centro de energías renovables.
Vaquerizo señala el cartel del centro de energías renovables. / TXEMA
  • Patxi Vaquerizo - Exdirector de Usurbilgo Lanbide Eskola),

El lasartearra Patxi Vaquerizo, nacido el 22 de diciembre de 1955 en Pinilla Trasmonte (Burgos) y residente en la localidad desde 1964, acaba de jubilarse de su profesión educativa. Este ingeniero que se decantó por la Enseñanza Profesional y logró una plaza de profesor en la Usurbilgo Lanbide Eskola, de Zubieta, allá por 1981, ha ejercido diferentes tareas en dicho centro durante estos 35 años, de los cuales ha ejercido de director los últimos 18. Este inicio de curso pasó el testigo a Isidro Zaldúa, del que dice «es un profesional muy preparado, y el centro queda en muy buenas manos».

-¿Cómo un ingeniero se decantó por la Enseñanza Profesional?

-Después de realizar la carrera de Ingeniería Técnica, y realizar trabajos diversos como la de montador de ascensores, en 1980 se me presentó la ocasión de acercarme hasta el centro de Zubieta, me intereso por la formación profesional y me dicen que al año siguiente va a haber unas oposiciones de Formación Profesional. En 1981 realizo dichas oposiciones en Barakaldo y consigo un resultado bueno, que me permitió elegir destino. Y elegí quedarme aquí cerca, en la Usurbilgo Lanbide Eskola, donde he permanecido 35 años.

-¿Cómo fueron los primeros años de docencia y qué etapas tuvo?

-Desde el ingreso he estado por diversos cargos, donde los primeros años fui profesor y tutor de algún grupo. Después pasé a ser responsable del departamento de Electricidad. Posterior, ejercí la labor de secretario del centro durante 3 años, y llegué a estar algún tiempo de jefe de estudios. La etapa, antes de llegar a ser director, que fue la más amplia hasta entonces, fue la de responsable de Calidad, donde permanecí cinco años. Finalmente, me nombraron director del centro, puesto que he ejercido 18 años.

-¿Cómo era el centro en aquella época de sus inicios?

-Yo destacaría dos cosas: una que era una escuela que estaba naciendo, de reciente creación, que necesitaba, entonces, un importante apoyo externo para ponerse en marcha. Teníamos muchos alumnos pero nos faltaban recursos. Por otro lado, había una gran relación del profesorado en aquellos momentos. Recuerdo que cuando empecé la acogida del resto de los profesores fue muy buena. Tuve mucha ayuda hasta situarme. Guardo un grato recuerdo de los primeros alumnos y de mis compañeros profesores. Puedo decir que son de las mejores cosas de toda la etapa de estancia en el centro.

-¿Cómo ha sido la evolución del centro durante estos años?

-El cambio más importante se dio a mediados de los 90 cuando se produce una mayor y mejor relación entre los diferentes centros. Se empieza a buscar una mayor relación de los centros con las empresas. Se constituye una asociación de centros públicos, que permite facilitar esa buena relación entre los centros. Se empieza a tener una relación con las empresas, en cuanto a que nuestros alumnos empezaron a hacer prácticas en las mismas. Al mismo tiempo comenzamos a dar cursos de formación continua, apoyados primero por la Diputación y posterior por el departamento de Educación y Empleo.

-¿Cuándo entra la etapa de la innovación?

-La labor durante eso años fue importantísima para la formación profesional en Gipuzkoa y para nuestro centro en particular. Fue entonces cuando nuestra escuela pasa a ser una importante referencia para las empresas y comienza a tomar cierto liderazgo en determinados temas como el de Calidad para el resto de centro de formación. Eso fue entre los años 94 y 97. Otra de las etapas cruciales fue en los años 2000, con la Innovación. Se produjo en la escuela una transformación en ese sentido, participando en todos los temas de Energías Renovables, la creación de un edificio que tiene como fin el enseñar el enseñar sobre esta nueva materia.

-¿Las energías renovables les abrieron nuevos horizontes y mejoró la enseñanza?

-Si podemos resumir todos estos años con una palabra, esta sería la innovación y el adaptarse a la nueva realidad. Esas son las palabras que resumen la trayectoria de esta escuela. Esta escuela ha sido capaz de ir generando nuevas formas de enseñar, de ir buscando cumplir todos sus objetivos buscando aliados en las empresas del entorno, colaborando con las instituciones. Y una de las cosas más importantes ha sido el alto grado de implicación del profesorado en la labor de la escuela. Ese es uno de los mayores logros que se han llevado a cabo durante mi mandato. Nunca me he sentido sólo. Hemos funcionado como un equipo marcando una dirección. Otros de los logros es que en determinadas épocas el 100% de los alumnos encontraran trabajo en las diferentes empresas.

-¿Y qué relevo deja en el centro?

-Durante el pasado curso ya hemos ido planificado el relevo de la dirección con gente más preparada, con conocimientos de idiomas y se pensó que Isidro Zaldua era la persona idónea. Yo me jubilo, y me voy tranquilo con la seguridad de las riendas de la Usurbilgo Lanbide Eskola han pasado a unas buenas manos.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate