Bizipoz, por un envejecimiento activo

El grupo de mayores de 55 años, con el concejal Xabier Lertxundi y las dos formadoras, Eider y Beatriz.
El grupo de mayores de 55 años, con el concejal Xabier Lertxundi y las dos formadoras, Eider y Beatriz. / MARÍA

Magnífica experiencia la vivida por un grupo de mayores de 55 años que ha participado en un programa impulsado por el Ayuntamiento

MARÍA CORTÉS HERNANI.

Bizipoz, o alegría de vivir, es el mejor nombre que define el espíritu de las 16 personas, mayores de 55 años, que han participado este pasado curso en el programa impulsado por el Ayuntamiento con Eider y Beatriz como encargadas de desarrollarlo. «Se ha dado la oportunidad a los mayores de aportar su conocimiento y la experiencia vital y además formarse para tener un envejecimiento activo», detallan las formadoras. El propio concejal Xabier Lertxundi les dio las gracias «por todo el trabajo realizado estos meses. Esperamos seguir en esta línea, dando más importancia a los mayores del municipio e impulsando desde el Consistorio proyectos y actividades dirigidas a ellos. Sabemos que estáis jubilados, con tiempo, pero con mucha experiencia, sabiduría y ganas de hacer cosas».

Comenzaron en febrero con sesiones sobre salud y servicios sociales, envejecimiento activo, dilemas bioéticos, ejercicio físico, voluntariado y ocio en Hernani, inteligencia emocional, contaron sus experiencias y finalizaron el curso con una exposición de los 4 proyectos que han llevado a cabo. Surgieron de esta manera ideas como el club de lectura, un consejo del mayor, el sistema trukepoz y el relativo al seguimiento de las subvenciones del cuidado a personas dependientes.

El grupo del club de lectura, con Felipe, Ana y Charo, busca animar a la lectura a las personas mayores. «Para ello sería buena idea ampliar el horario de la biblioteca, poner frigoríficos llenos de libros en diversos puntos del municipio o crear grupos de lectura como en el Hogar o en la Casa de la Mujer», detallaba uno de los miembros.

También dieron información sobre el posible Consejo del Mayor, un foro o espacio «donde se nos escuche y atienda. Poder presentar nuestras carencias y necesidades y reivindicar nuestros derechos básicos. Somos muchos, uno de cada cinco habitantes de Hernani somos mayores de 65 años».

Con el trukepoz se espera crear un banco del tiempo que es una iniciativa popular con un sistema de trueque o intercambio de servicios, habilidades, actividades, ideas... entre sus usuarios en base al tiempo. No servirían ni monedas ni billetes en este banco. Nadie pagaría en euros, sino en horas.

Y por último, la idea de hacer un seguimiento a las personas dependientes que reciben subvención de Diputación para poder contratar a una persona. «Haríamos visitas a las personas que recibieran la ayuda económica para ver si se está empleando bien. Si tanto la persona dependiente como la persona contratada para el cuidado cumplen. Se realizaría una evaluación, conjuntamente y por separado, para ver que todo está bien. Que la persona dependiente es tratada de forma correcta y se le cuida bien, y que la empleada también está en condiciones óptimas y cumple con su trabajo».

Tras escuchar los proyecto, Lertxundi se comprometió a estudiarlos más a fondo y seguir en esta línea de trabajo conjunto entre la Administración y los vecinos mayores de 55 años. Los participantes, de manera conjunta, quisieron agradecer a las formadoras su dedicación y pidieron seguir con el curso que viene con el programa.

Temas

Hernani

Fotos

Vídeos