El PNV considera que el PSE «falsea datos» sobre las ordenanzas fiscales

El alcalde, Mikel Pagola, durante una intervención. / JUANFER
El alcalde, Mikel Pagola, durante una intervención. / JUANFER

«El único objetivo del PSE con su declaración tras la aprobación de las ordenandas fiscales es distorsionar la realidad y hacer daño», aseguran los nacionalistas

JUAN F. MANJARRÉS URNIETA.

El equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Urnieta está «sorprendido» con el comunicado publicado por el PSE-EE tras la aprobación de las ordenanzas fiscales de 2018 en el último Pleno, ya que en él «se malinforma y se falsean datos».

En palabras del PNV, «nos acusan de aprobar las ordenanzas sin tener en cuenta los problemas actuales de la ciudadanía, cuando con las medidas que hemos adoptado disminuye la presión fiscal -se calcula teniendo en cuenta el IBI, el consumo de agua, la basura y el impuesto sobre el vehículo-. En el año 2017 una familia media pagaba 625 euros, y en 2018 pagará 623 euros en caso de reciclar bien. Lo cual refleja el sinsentido de las acusaciones y retrata su intencionalidad, ya que es evidente que con las nuevas ordenanzas fiscales los urnietarras no notarán cambios en su bolsillo en los principales impuestos».

«Sí que es cierto», como añaden desde el equipo de gobierno, que «habrá subidas del 1,8% en algunos servicios, pero tan solo en los que menos utiliza la ciudadanía, mientras que los más utilizados por las familias se mantienen, e incluso algunos bajan. Además, es un dato fácilmente comprobable. Por ello nos sorprende que se falte a la verdad. Por ejemplo, ese es el caso de las basuras. Con el nuevo sistema de recogida de residuos las familias que reciclen correctamente notarán una pequeña bajada. En 2017 pagamos, aquellos que tenemos la tarjeta del contenedor de orgánico, 26,5 euros cada tres meses, y desde el 1 de abril de 2018, con el nuevo servicio, se plantea pagar 25 euros. Para ello, durante esos tres meses se tendrá que depositar basura en el contenedor marrón por lo menos nueve veces en días alternos. Es curioso, no obstante, comprobar que lo que en Urnieta se ha criticado en torno a las basuras es justo lo que se ha puesto en valor por el PSE de Andoain».

Además, desde el PNV quieren remarcar que han aprobado prácticamente todas las medidas con el apoyo del segundo partido del Ayuntamiento, EH Bildu.

En lo que respecta al tema de contratar empresas externas, «es una medida que tomamos cuando los técnicos del Ayuntamiento no pueden asumir toda la carga de trabajo existente, pero en ningún caso tenemos gastos superfluos ni despilfarramos dinero como se apuntaba. Somos plenamente conscientes de que gestionamos el dinero de los urnietarras, y actuamos con coherencia y responsabilidad acorde a las necesidades de cada momento». En este sentido, quisieron aprovechar desde el equipo de gobierno para «ensalzar el gran trabajo que realizan las personas que trabajan en el Ayuntamiento», pero a pesar de ello, «hay ciertos momentos en los que es imposible que saquen adelante todos los proyectos que tenemos entre manos, como sucede en otros muchos ayuntamientos. Y entre el inmovilismo y tomar medidas para que los trabajos salgan adelante, tenemos claro que optamos por la segunda opción. Y la razón no es otra que los principales beneficiados son los vecinos que tendrán a su disposición mejores servicios».

Sin propuestas del PSE

El PNV considera que esta táctica de los socialistas tiene el único fin de «distorsionar la realidad y de hacer daño. Es cierto que habrá cosas que se puedan mejorar, a pesar de que tomamos las decisiones pensando en el bienestar de la ciudadanía urnietarra. En ese sentido, estaríamos encantados de escuchar propuestas de mejora. Y es ahí donde reside la clave, en pasar de las críticas irresponsables a las aportaciones constructivas. Aportaciones que no ha habido en relación a las ordenanzas fiscales. Difícilmente se puede negociar si no se presenta ninguna propuesta alternativa».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos