«Hemos pasado una semana muy tranquila»

Ribera en la sala de prensa de Gal. /  F. DE LA HERA
Ribera en la sala de prensa de Gal. / F. DE LA HERA

El Real Unión visita mañana El Sardinero para jugar contra el Racing de Santander en la última jornada liguera

BORJA OLAZABAL IRUN.

En El Sardinero y contra el Racing de Santander, mañana a partir de las seis de la tarde, terminará el Real Unión la presente temporada. Lo hará en un partido en el que no se va a jugar nada tras haber asegurado la permanencia de forma matemática la jornada pasada. Bastante más presión tendrán los cántabros, que necesitan ganar -y esperar la derrota del Bilbao Athletic- para meterse entre los cuatro primeros y jugar el play-off de ascenso a Segunda División.

José Luis Ribera, técnico unionista, comentó en la rueda de prensa que ofreció ayer en el Stadium Gal que «hemos pasado, lógicamente, una semana mucho más tranquila que las anteriores, aunque hemos intentando trabajar como profesionales y el equipo ha entrenado muy bien durante estos días. Nos queda un partido y queremos acabar bien la temporada ante un buen rival y en un buen campo. Queremos dar la cara y vamos a afrontar el encuentros como se merece».

El equipo ha podido tomar aire, pero también el propio entrenador. «Estoy con la satisfacción de haber conseguido el importante objetivo que teníamos como equipo y como club, aunque el camino ha sido duro porque hemos tenido de todo. Empecé con malos resultados, luego buenos y luego complicados otra vez. Hemos tenido lesiones que han afectado bastante a la plantilla... nos han pasado muchas cosas, como le suelen pasar a los equipos que están en problemas. Pero estoy muy orgulloso porque en una situación complicada como la que hemos pasado, la plantilla se ha mantenido unida y no hemos tenido un solo lío durante estos meses. He tenido un grupo muy bueno para trabajar en general y en esa situación en particular».

Su futuro

Con la permanencia en la mano y a falta de solo unos días de trabajo para el equipo y para el entrenador, a Ribera se le puso sobre la mesa la clásica pregunta que se hace en el mundo del deporte por estas fechas. ¿Qué va a ser de su futuro?

«Vamos a esperar a disputar el último partido. Aquí estoy muy a gusto, todo el mundo me ha tratado muy bien y todo el mundo me ha ayudado mucho. Por esta parte no hay ningún problema, pero bueno, sabemos que la liga ha sido dura y complicada. Primero el partido del Racing y luego me sentaré con el club para decidir qué es lo mejor para el Real Unión».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos