Sin cambios en el cierre del mercado de fichajes

La secretaría técnica del Real Unión estuvo trabajando hasta el último minuto del cierre del mercado de fichajes, pero la plantilla del primer equipo unionista se ha quedado como estaba tras la incorporación de Sergio Llamas, que fue el último jugador en ponerse a las órdenes de Asier Santana. En total son cuatro las caras nuevas que han llegado a Irun, a las que hay que sumar el portero Patrick Sequeira, que está arreglando sus papeles en Costa Rica.

Además del arquero y el mencionado Llamas, este año también vestirán la camiseta txuribeltz Ander Gayoso, Mikel Orbegozo y Ander El Haddadi. A ellos habría que sumar a los jugadores del filial Martín Artetxe y Alex Letamendia, que trabajan habitualmente a las órdenes de Santana. Los que no siguen del curso pasado son Tena, Gorosabel, Azkoiti, Escoruela, Ozkoidi, Mujika y Thaylor.

Las siete bajas se compensan con las siete altas, pero esto es solo la teoría. En defensa no siguen tres jugadores y solo ha llegado un lateral zurdo para la zaga. Una de las grandes prioridades en el Real Unión era el fichaje de un jugador que pudiera tener minutos como central y centrocampista, pero no ha llegado. El deseado era el jugador del Alavés Einar Galilea, pero el club gasteiztarra ha preferido quedárselo aunque vaya a tener muy complicado tener minutos en el primer equipo. También se buscaba un hombre para la banda izquierda, que tampoco ha llegado.

Tras el cierre del mercado, la plantilla unionista quedaría así: Porteros: Otaño, Sequeira, Martín; Defensas: Urkizu, Estrada, Aimar, Esnaola, Ekhi, Gayoso; Centrocampistas: Alonso, Martins, Rodellar, Llamas, Juan Domínguez, Hernáez, Capelete, Arriaga, El Haddadi, Letamendia; Delanteros: Galán, Orbegozo.

Quitando a Sequeira, que aun no ha llegado, y a los dos del filial, solo dieciocho jugadores para toda una temporada. Plantilla muy corta.

Fotos

Vídeos