Diario Vasco
La conexión de Youssuf con la grada fue total.
La conexión de Youssuf con la grada fue total.

Un torneo que quedará en la memoria

  • La afición al balonmano llenó el pabellón y volvió a disfrutar con algunas de las mejores selecciones del mundo

  • La presencia de Julen y Gurutz con los Hispanos en Artaleku pasará a la historia

No hay duda a la hora de rescatar lo mejor del Torneo Internacional de España que durante el fin de semana se disputó en el polideportivo Artaleku de Irun. La afición al balonmano disfrutó de buenos partidos y pudo ver a algunas de las mejores selecciones y a algunos de los mejores jugadores y entrenadores del mundo. El graderío también enloqueció con Youssuf Al-Abdulla, el enorme portero de Catar. Pero con todo lo que tiene un torneo de estas características, los principales protagonistas de la función fueron dos irundarras, Gurutz y Julen.

Los hermanos Aginagalde volvieron a Artaleku. Volvieron a jugar juntos. Aunque el sueño es volver a verlos de amarillo, esto fue lo más parecido. Gurutz y Julen compartiendo equipo ante la afición irundarra. Durante el Domingo Bárcenas, el portero reconoció que «estoy cumpliendo un sueño que tenía desde hace tiempo. Jugar con la selección y hacerlo con mi hermano». Mientras que su hermano Julen no dudaba en señalar que «lo más bonito y lo que más me ha emocionado ha sido ver a Gurutz. El partido que hizo contra Polonia. También las ovaciones con las que se nos han recibido».

Los aplausos más fuertes fueron para el jugador del Kielce y el del Naturhouse La Rioja, pero no fueron los únicos a los que se trató con mucho cariño. Al frente de la selección de Catar ha estado Valero Rivera y dirigiendo a Polonia, Talant Dujshebaev, dos grandes del balonmano y dos grandes rivales del Bidasoa de los años noventa. Pero en Irun, que se sabe y mucho de balonmano, se dejaron a un lado las rivalidades pasadas y se rindieron sonoras ovaciones a los dos. El propio Valero reconocía entre risas que «es la primera vez que me aplauden aquí» y se emocionaba al recordar que «Irun es un sitio muy especial porque aquí ganamos la primera de las cinco Copas de Europa seguidas y mi hijo estuvo en la pista celebrándolo con nosotros».

Premio a la afición

Dos años consecutivos de TIE en Irun han servido para que el Club Deportivo Bidasoa, que lo ha vuelto a organizar a la perfección, reciba felicitaciones de todo tipo y la Federación decidió tener un detalle con toda la afición otorgándole el premio honorífico a la mejor afición. Así se cerró el torneo, con sonrisas para todos. Ha sido un lujo.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate