Diario Vasco
Aritz Berastegi y Xabier Iridoy concretaron los detalles del proyecto.
Aritz Berastegi y Xabier Iridoy concretaron los detalles del proyecto.

La construcción de los apartamentos para jóvenes comenzará en 2017

  • La empresa Rehabite edificará los alojamientos dotacionales en régimen de alquiler en una parcela del barrio Oinaurre

Los primeros apartamentos para jóvenes en régimen de alquiler de Irun comenzarán a construirse el próximo 2017. Las viviendas se edificarán en una parcela del barrio de Oinaurre, en la calle Jostun. El delegado de Urbanismo y Vivienda, Xabier Iridoy, anunció ayer esta iniciativa acompañado por Aritz Berastegi, arquitecto de Rehabite Aholkularitza Teknikoa. Esta empresa será la encargada de este proyecto urbanístico, según ha decidido la Mesa de Contratación de la Sociedad Municipal de Vivienda Irunvi.

Xabier Iridoy explicó que la adjudicación del proyecto básico y de ejecución para edificar estos alojamientos se produjo la semana pasada, después de analizar las 21 ofertas recibidas por Irunvi para llevar a cabo este proyecto. «Se han valorado distintas cuestiones y redactado un informe» para finalmente dirimir que sea la de Rehabite la escogida. El delegado recordó que el edificio se construirá en una parcela de titularidad pública: el bloque de viviendas será propiedad del Ayuntamiento y la gestión de los alquileres corresponderá al Gobierno Vasco. Esta iniciativa responde al objetivo de ofrecer «fórmulas que permitan el alquiler y, en este caso concreto, a los jóvenes». Con este tipo de alojamientos se pretende «facilitar la emancipación» del sector poblacional al que van dirigidos. Entre los requisitos que habrá que cumplir para poder acceder a una de estas viviendas está el ser menor de 35 años. Además, el alquiler de cada uno de los pisos se concederá para un plazo máximo de cinco años, con el fin de fomentar la rotación. El presupuesto previsto para poder llevar a cabo este proyecto es de 1,5 millones de euros.

Aritz Berastegi concretó la tipología de las viviendas que albergará el edificio y las características del mismo. Serán pisos de una o dos habitaciones; en total, entre 29 y 33 alojamientos. La superficie sobre rasante del edificio será de 1.944 metros cuadrados, con sótano, planta baja, tres pisos y ático. «El sótano se destinará a los aparcamientos y en la planta baja habrá zonas de equipamiento comunitario», como un espacio para guardar bicicletas y un almacén. «El resto del edificio se destinará a los alojamientos. Hemos buscado, desde un principio, flexibilidad tanto en el tamaño como en el número de apartamentos», explicó Aritz Berastegi

Todas las viviendas tendrán una terraza, «que a su vez lleva una celosía de aluminio que permite cerrar los tendederos y lograr una protección frente a la radiación solar y las inclemencias metereológicas». Además de apartamentos de uno o dos dormitorios, habrá algunas viviendas «adaptadas para personas con movilidad reducida», como máximo tres de esta tipología.

En cuanto al diseño exterior del bloque de pisos, «se ha planteado una fachada ventilada con materiales reciclables, siguiendo criterios de mantenimiento, sostenibilidad y, sobre todo, eficiencia energética», señaló el arquitecto.

También en Alberto Larzabal

Xabier Iridoy recordó que también se prevé que comiencen en 2017 las obras para construir otros 41 apartamentos en alquiler para jóvenes en Alberto Larzabal. En este caso, será el Gobierno Vasco la institución competente del proyecto. Con los alojamientos que se construirán en esta parcela, situada junto a la calle Aduana, «comenzaremos a dar respuesta a la demanda existente entre la juventud irundarra», concluyó el delegado de Urbanismo y Vivienda.

Temas

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate