Diario Vasco

Las obras del Polígono de Arbes concluirán el próximo verano

El presidente de la AVV Arbes, Aurelio García, conversa con Laborda, Santano y Sistiaga.
El presidente de la AVV Arbes, Aurelio García, conversa con Laborda, Santano y Sistiaga. / F. DE LA HERA
  • El alcalde, la delegada de Obras y el arquitecto responsable del proyecto visitaron ayer la zona

  • El entorno está siendo renovado con el fin de mejorar su aspecto y accesibilidad

Las obras de renovación del Polígono de Arbes, en marcha desde hace unas semanas y que tienen por objetivo mejorar las zonas públicas de este entorno, terminarán a principios del próximo verano, en junio. El alcalde, José Antonio Santano, la delegada de Vía Pública y Obras, Cristina Laborda y el arquitecto responsable del proyecto, Andoni Sistiaga, visitaron ayer la zona para comprobar el desarrollo de los trabajos y concretar varios aspectos de los mismos.

El alcalde se refirió a la actuación como «una deuda pendiente» con los vecinos del Polígono de Arbes. «Es una de esas obras que llevábamos mucho tiempo queriendo hacer, y que va a resolver algunos de los problemas que tienen los residentes de este entorno». Tras el desarrollo de toda la zona de Palmera Montero y uno de los lados de la calle Alzukaitz, el entorno del Polígono de Arbes había quedado «como una isla» en relación a su entorno.

Esta zona, recordó José Antonio Santano, padeció una inundación «de importancia» en el año 2002 «y también ha arrastrado problemas de accesibilidad a las viviendas». Las infraestructuras existentes «no daban calidad de vida al día a día de los vecinos».

Con las obras de renovación, se pretende cumplir un doble objetivo: «vamos a invertir mucho dinero en el subsuelo: las infraestructuras de agua y todos los sistemas que van bajo el suelo, evitando en buena medida los riesgos en relación con las inundaciones»; al tiempo que «mejoraremos mucho la accesibilidad a las viviendas y, en general, la concepción del espacio público, la iluminación...» El Polígono de Arbes se convertirá «en una zona perfectamente conectada con todo su entorno», aseguró el alcalde.

Aceras más anchas

Andoni Sistiaga concretó los criterios marcados para llevar a cabo este proyecto: «inicialmente, los trazados de las aceras de esta zona eran un tanto laberínticos». Además de estos accesos intrincados a los espacios verdes del entorno, estos contaban con «unas aceras pequeñas y en mal estado». El arquitecto señaló que se van a ensanchar dichas aceras hasta los «dos metros», con el fin de mejorar la accesibilidad del entorno. Además, «introduciremos una serie de espacios, tipo plaza, que recorten esos trazados tan largos y eliminen la sensación laberíntica» del entorno.

La intervención cuenta con la participación del Gobierno Vasco y también de la Mancomunidad de Servicios de Txingudi. Esta última se hace indispensable al incluir en la renovación actuaciones en el subsuelo, en lo que se refiere a las redes de saneamiento y las pluviales. Asimismo se va actuar sobre «el alumbrado y la telefonía», mediante intervenciones que se ejecutarán también en el subsuelo.

Las primeras actuaciones se están llevando a cabo en la zona del Polígono de Arbes más cercana a la rotonda entre las calles Arbesko Errota y Alzukaitz. Como esta última «ya tiene todas las redes de infraestructuras, colectores nuevos y demás, estamos realizando las tareas para conectar estas pequeñas zonas de pluviales hacia las redes existentes», señaló Andoni Sistiaga.

Asimismo, actualmente se está demoliendo el pavimento de este mismo punto para renovarlo. El arquiecto concretó que las nuevas aceras tendrán un adoquinado con el mismo diseño que el anterior, «baldosas hidráulicas de 20 por 20», pero se añadirán «cenefas negras que corten visualmente y acoten los espacios». También se está trabajando en «las bajantes de los edificios», para mejorar la recogida de las aguas pluviales. De este modo, «estamos intentando mejorar las condiciones internas de los edificios». Estos días se está estudiando, mediante una cámara, «la información sobre el colector existente en la zona de Arbes, para comprobar su estado y saber hasta qué punto vamos a actuar allí», explicó Andoni Sistiaga.

La obra está adjudicada a la empresa Construcciones Moyua S.L., y cuenta con un presupuesto de 791.959,54 euros.

Temas