Diario Vasco

Detenido con 450 kilos de hachís tras una persecución de 8 km. en Irun

  • El presunto traficante trató de eludir un control fronterizo instalado a la entrada del puente de Biriatou

Un hombre ha sido detenido por agentes de la Guardia Civil en Irun (Gipuzkoa), tras intentar escapar de un control fronterizo recorriendo ocho kilómetros con las ruedas de su automóvil pinchadas, ha informado hoy el Ministerio de Interior.

Según esta fuente, el arresto se produjo el pasado 6 de septiembre, cuando el presunto traficante, que circulaba en dirección hacia Francia en un Mercedes-E500, trató de eludir un control fronterizo instalado a la entrada del puente de Biriatou.

El sospechoso aceleró cuando uno de los agentes le indicó que parase, motivo por el que el resto de miembros del dispositivo arrojaron al suelo unos tetrápodos punzantes que pincharon las ruedas del lado izquierdo del turismo.

A pesar de ello, el fugitivo logró salir de la autopista e incorporarse en sentido contrario de la circulación, mientras era perseguido por los guardias, que le dieron alcance cuando quedó definitivamente inmovilizado a la altura de la salida del peaje de Irun.

En el interior del coche, los agentes encontraron quince fardos que contenían un total de 450 kilos de hachís, tras lo que arrestaron al conductor, identificado como A.E.B., natural de Marruecos y de nacionalidad francesa.