La obra de la calle Santiago cumple los plazos previstos y finalizará en junio

Las obras de la calle Santiago comenzaron en noviembre y están siguiendo los plazos previstos. /
Las obras de la calle Santiago comenzaron en noviembre y están siguiendo los plazos previstos.

Las callejuelas cercanas a las escaleras mecánicas suponen el tramo más difícil por la falta de espacioLos trabajos pararán los próximos días con la llegada de la Semana Santa

E.P. HONDARRIBIA.

Los trabajos de renovación de la calle Santiago que comenzaron en noviembre siguen dando pasos adelante en los plazos previstos. Ayer tuvo lugar una visita a la zona con la presencia del alcalde, Txomin Sagarzazu, el director de la obra, Juantxo Murua, y Iokin Berridi, de la empresa Urbycolan, para detallar el estado en el que se encuentra el proyecto y explicar lo realizado hasta ahora. Las obras cuentan con un presupuesto de 995.599 euros más IVA y un plazo de ejecución de cinco meses y medio. Mientras duran las obras ha habido cambios de tráfico y se han eliminado los aparcamientos de la calle.

Sagarzazu aprovechó el paseo para apuntar que «la primera valoración es positiva porque el calendario se está cumpliendo y eso es motivo para estar contentos. Vamos a llegar a Semana Santa en los plazos previstos. Habrá un parón en esas fechas pero se abrirá la calle con una solera de hormigón para que la gente pueda caminar».

El primer edil quiso «dar las gracias a los vecinos, comerciantes y hosteleros por su paciencia y el comportamiento mostrado en las últimas semanas. Todos sabemos los inconvenientes que generan este tipo de trabajos, pero cuando acaban podemos ver que es beneficioso para todos. Hacemos un esfuerzo para que la ejecución de la obra coincida con el curso escolar. La intención es que esté finalizada para junio y va a buen ritmo».

Las obras están afectando al tramo entre los portales 21 y 83 de la calle. La redacción del proyecto que renovaría la parte que falta está incluido en los presupuestos de este año. «Una vez esté hecho, será el momento de analizar a qué darle prioridad, a Arrantzale auzoa o a la primera parte de la calle», aseguró Sagarzazu.

Similar a la calle San Pedro

El director de la obra, Juantxo Murua, contó que todo ha transcurrido según lo previsto a pesar de la complejidad que ha supuesto el saneamiento de las zonas traseras y los callejones adyacentes, que también se han acondicionado. «Lo más laborioso se encuentra por debajo de la superficie, donde se encuentra la telefonía, el gas o el alumbrado, que no se ven, pero que es necesario. También hemos realizado la renovación de todo el saneamiento de pluviales y parte del de fecales».

En cuanto a los aspectos técnicos, el director de la obra explicó que «el pavimento es similar al de la calle San Pedro. Son dos pórfidos con un formato de 30-20 y 10 en la zona central y uno de 9-9 en los laterales. Donde mejor se puede apreciar es en la plazoleta. Posee dos canaletas que recogen todo el agua a modo de cubierta invertida y faltaría por colocar el mobiliario urbano y la renovación de todo el alumbrado». La iluminación será similar a la que había hasta ahora, en fachada, pero se incluirá algún punto más y se instalará iluminación tipo led.

Murua añadió que «la obra comenzó desde el último tramo de la calle, a la altura de las escaleras mecánicas. Fue un tramo complicado por su estrechez y porque había que seguir manteniendo el tránsito de los vecinos. A continuación hemos ido en dirección a la plaza, renovándola, y uniendo todos los puntos de intersección peatonales con la calle San Pedro».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos