Hondarribia y Real Unión B están a un mes de empezar la competición

Los dos equipos comarcales de la División de Honor Regional empezarán jugando en casa. / F. DE LA HERA

Los dos equipos juegan amistosos hoy, el Hondarribia en San José Obrero ante el Dunboa (11.30) y el filial en Gal contra el Beasain juvenil (11.30)

I.A. HONDARRIBIA/IRUN.

Queda poco menos de un mes para que el segundo fin de semana de septiembre arranque la División de Honor regional, en la que un año más estarán tanto Hondarribia como Real Unión B, inmersos ambos en sus respectivas pretemporadas.

En Hondarribia, como en otras ocasiones, pidieron que la primera jornada les tocara jugar como locales y recibirán al Oiartzun, seguramente en la matinal del domingo 10. Por su parte el Real Unión B empezará también en casa, en este caso contra el Mutriku.

La temporada pasada el Hondarribia se pasó gran parte de la liga en puestos de descenso o cerca de ellos, pero con una muy buena segunda vuelta esquivó el peligro y acabó en el undécimo puesto, a ocho puntos de los puestos de castigo. El objetivo para esta temporada será no pasar tantos apuros, de la mano de Javi Garmendia, que se mantiene al frente del equipo.

El irundarra explica que «ha habido cambios en el equipo, pero la base es parecida. Algunos han dejado por estudios o por trabajo y hemos subido a jugadores del juvenil». Reconoce que «son bajas importantes porque es gente que jugó bastante». Cuando el tres de agosto empezaron con los entrenamientos, no estaban Unai Sagredo (que ha ido al Pasajes), Telmo Ancisar (que deja por cuestiones laborales) ni Joseba Lizarazu, Iosu Olaskoaga e Iñigo Fernández de Barrena, que dejan por estudios, aunque este último tiene previsto reintegrarse al equipo después de Navidades.

La mayoría de las caras nuevas llegan desde la propia casa. Por ejemplo Ander Iza e Iñaki Sáez de Asteasu son dos juveniles que el año pasado ya participaban con el equipo. También suben del juvenil Eneko Alkain, Manu Becerra y Ander Mellado. Vuelve Jon Olaetxea y recalan en el equipo Jorge Tenreiro (desde el Antiguoko) y Jon Irastorza (del Dunboa).

Los hondarribitarras jugarán hoy su primer amistoso, a las 11.30 en San José Obrero contra el Dunboa, se medirán el próximo sábado al Lagun Onak y el sábado 26 disputarán el 'Memorial Koldo Argote' en Hondartza contra los juveniles de Real Sociedad y Antiguoko.

Cambio en el banquillo

Para el Real Unión B el principal cambio respecto a la pasada temporada está en el banquillo, porque no sigue Joseba Roteta y vuelve Facundo Ceriani, quien ya dirigió al filial desde enero de 2010 hasta acabar la temporada 2010-2011.

Evidentemente conoce la casa, porque además antes ya estuvo trabajando en la cantera. Por eso, «cuando contactaron conmigo Eneko Romo e Iñaki Goikoetxea fue sencillo llegar a un acuerdo». Entre estas dos etapas, Ceriani ha estado entrenando en equipos del Antiguoko y del Beti Onak y al regresar al Stadium Gal se ha encontrado con «un equipo muy joven pero con mucho potencial».

El filial tiene muchas altas y bajas respecto a la pasada temporada, en la que fue de más a menos y terminó en el sexto puesto, lejos de los puestos de ascenso y promoción que se había marcado.

Los irundarras ya han jugado un primer amistoso ante el primer equipo y hoy disputarán el segundo, a partir de las 17.30 en Gal contra el Beasain juvenil. El calendario de pretemporada incluye también visitas al Hernani y Euskalduna y la participación un año más en el Torneo del Touring.

Fotos

Vídeos