El Ayuntamiento otorga la Insignia de oro este año a la familia del restaurante Alameda

La familia del Restaurante Alameda recibirá la Insignia de oro el día 7 de septiembre.
La familia del Restaurante Alameda recibirá la Insignia de oro el día 7 de septiembre.

El galardón se entregará en el salón de plenos de la casa consistorial el jueves 7 de septiembre. «Por la excelente evolución y por su valiosa contribución a la hostelería de Hondarribia»

I.A.HONDARRIBIA.

La familia del Restaurante Alameda ha sido designada por el Ayuntamiento como merecedora de la Insignia de Oro de este año. La decisión se certificó en la Junta Local de Gobierno de ayer a la mañana y comunicada a los interesados, que recibieron la noticia «con asombro y alegría, es un orgullo muy grande que te reconozcan en tu propia ciudad».

Al comunicar públicamente la decisión del Ayuntamiento, el alcalde Txomin Sagarzazu explica que «hemos decidido conceder la Insignia de oro de la ciudad del año 2017 a la familia del restaurante Alameda, por la excelente evolución del restaurante y por su valiosa contribución desde el ámbito hostelero a la Hondarribia del siglo XXI».

1974
Alberto Lasa Badiola
1994
Txema Olazabal
1998
Martín Ugalde y Nieves Alza
1999
Alfonso Oronoz, José Gogorza y Javier Busto
2000
Conchita Portu y Miguel Bernedo
2001
Raphael Lassallette y José Luis Gamarra
2002
Hermanas de la Caridad de San Vicente de Paul y José Manuel Azcue
2003
Hijas de la Cruz y Juan San Martín
2005
Enrique Albizu
2006
Donantes de sangre
2007
Remigio Mendiburu
2008
Rederas y Martín Iturbe
2009
Néstor Basterretxea
2010
Javier Sagarzazu
2011
Cáritas
2012
Itziar Mendizabal
2013
Juan Mari Bello
2014
Sociedad Klink
2015
Dámaso Uranga
2016
Lurdes Zubeldia y Mercedes Iridoy
2017
Familia del Restaurante Alameda

Recuerda el primer edil que «el restaurante Alameda este año cumple 75 años ofreciendo servicios hosteleros en manos de la familia Lizaso-Ruiz de Arbulo y sus descendientes, primero como bar y merendero, y posteriormente como un excelente restaurante de cocina de gran nivel , y que en el cambio generacional realizado han acertado de lleno al insertar la innovación de la revolución de la cocina vasca en el conocimiento tradicional».

Para otorgarle la Insignia de oro, «se ha tenido en cuenta que el restaurante Alameda es uno de los más destacados de Euskal Herria por algunas de las características de su proyecto (prioridad al producto local, mejora continua, apertura al ámbito internacional...), y la excelente contribución que el restaurante Alameda hace a la Hondarribia del siglo XXI tanto en la propia ciudad como fuera de nuestras fronteras».

«Es un orgullo»

Gorka Txapartegi, cabeza visible del restaurante Alameda, está «en una nube. Cuando el alcalde nos comunicó la decisión, lo primero que pensamos es que nos venía grande. Creemos que no hemos hecho tanto como para merecer la Insignia. Pero luego más fríamente te paras a pensar y ves todo el trabajo que hay detrás, de una familia, no de personas. Es una trayectoria familiar y una evolución, de ser un negocio humilde a un negocio que va creciendo, haciéndose grande y encontrando un hueco hasta el en panorama internacional».

No hay que olvidar que el restaurante Alameda es el único de Hondarribia que cuenta con una estrella Michelín y que además ha renovado esa categoría durante diecinueve años consecutivos.

Para Txapartegi, «todos los premios y distinciones son motivo de alegría, pero éste sin duda es de los premios más importantes que hemos recibido. Que sientas el reconocimiento de los de casa es lo más».

Ayer cuando se conoció la noticia empezaron a llegar las felicitaciones en cascada. «Es muy bonito sentir el cariño de la gente». En este momento de alegría, Txapartegi quiso hacer extensivo el premio a mis attonas, mis aitas, mis izebas, que fueron los que pusieron las bases del Alameda y quienes nos permitieron a mis hermanos y a mí meternos en una aventura que nos está dando alegrías, satisfacciones, también disgustos o preocupaciones, pero siempre intentas quedarte con lo bueno, que por suerte es más».

«Un día para disfrutar»

El cocinero reconoce que «no conozco cómo va la mañana del día 7. Normalmente me ha solido pillar con la parranda de la víspera, o de gaupasa o en la cama. Aunque en fiestas nos toca trabajar, también queremos disfrutar de las fiestas y ahora una de las pocas parrandas que hago».

No será así este año. «Va a ser un día muy intenso, un día para disfrutarlo toda la familia».

Fotos

Vídeos