30 jóvenes se incorporarán al sector agrario tras los cursos de INTIA

Algunos de los participantes en los cursos, con la consejera Elizalde. /  GN
Algunos de los participantes en los cursos, con la consejera Elizalde. / GN

A.D.C. BAZTAN-BORTZIRIAK.

Treinta jóvenes van a incorporarse próximamente al sector agrario, diez de ellos mujeres, tras finalizar esta semana los cursos de 200 horas de duración que comenzaron a finales de agosto y que forman parte del Plan Estratégico de Apoyo a Jóvenes desarrollado por la empresa pública INTIA. La edad media del grupo es de 32 años, siendo el más joven de 18.

La consejera Isabel Elizalde afirmaba ayer, en la clausura de uno de los cursos, que «el mundo rural será joven o no será; deberá feminizarse o tampoco será». Destacaba, además, la importancia que tiene para el Gobierno «fomentar la instalación de jóvenes en la agricultura y la ganadería como medida de apoyo al tan necesario relevo generacional del sector, objetivo al que responde el incremento en un 40% de la dotación de las ayudas a la primera instalación, que contó en 2016 con 3,5 millones y ofrece en la convocatoria de 2017 el mismo presupuesto».

Según adelantaba, «gracias a ello, 93 jóvenes han recibido ayuda en la convocatoria de 2016 y otros 93 lo harán en la convocatoria de este año».

Se han modificado los criterios de prioridad «para evitar la creación de condiciones artificiales», se han implantado nuevos procedimientos de gestión para reducir las incidencias en los expedientes y se ha primado las explotaciones dirigidas por mujeres, todavía poco representadas en el sector.

Participantes

En el curso de agricultura han participado 17 jóvenes, tres procedentes de la Ribera de Navarra, cinco de la zona Norte, seis de Tierra Estella y tres de la Zona Media.

La previsión de dedicación de este grupo de jóvenes, una vez que se incorporen al sector agrario, es muy variada. Tres producirán en ecológico. Está previsto que seis se dediquen a cultivos extensivos en secano, dos a extensivos y hortícolas en regadío, dos a olivos, dos a espárragos, uno a apicultura y el resto a azafrán, manzanos, viña e invernaderos respectivamente.

Algunas actividades que van a desarrollar en sus explotaciones serán novedosas, por ejemplo, la explotación de apicultura, además de dedicarse a la venta de miel, se orientará a la venta de polen, propóleo, enjambres y reinas; la explotación de manzanos utilizará variedades autóctonas y producirá tanto sidra como zumos; la explotación de azafrán, en ecológico, también producirá plantas aromáticas; una de las explotaciones de cultivos extensivos en secano se dedicará además a vacuno de carne y a la producción de carbón vegetal, y la otra, que también producirá espárrago, se dedicará además a la truficultura.

A su vez, en el curso de ganadería han participado 13 jóvenes, de las que ocho son mujeres. Siete proceden de la zona Norte de Navarra, tres de la Ribera, uno de Tierra Estella y dos de la Zona Media.

La orientación laboral de este grupo de jóvenes también es muy variada y cuatro producirán en ecológico.

Está previsto que dos se dediquen a vacuno de carne, tres a ovino de leche con quesería (dos de ellas bajo denominación de origen), tres a granja de gallinas para producción de huevo ecológico, dos a vacuno de leche, uno a ovino de carne, una a porcino y otra a patos.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos