Diario Vasco

Noche de cabalgatas y cencerros

Los joaldunak de Zubieta anunciaron con el sonido de sus cencerros, la llegada de los Reyes en Doneztebe.
Los joaldunak de Zubieta anunciaron con el sonido de sus cencerros, la llegada de los Reyes en Doneztebe. / A.D.C.
  • Mucho frío en el recibimiento a sus Majestades en las principales localidades de la comarca

  • Los joaldunak no falton a la cita en Doneztebe y los joares sonaron en Malerreka

. Las principales localidades de la comarca se llenaron ayer de niños expectantes ante la llegada de los Reyes Magos de Oriente, que aunque visitaron todos los pueblos, recorrieron con sus Cabalgatas algunas de forma especial, como Bera, Lesaka, Doneztebe o Elizondo.

En algunos casos por la mañana, como en Doneztebe y en otros a primera hora de la tarde, como en Bera, los pajes de los Reyes Magos recorrieron las principales calles para recoger las cartas de los niños.

Bera

En Bera, al atardecer, la Cabalgata llegó por el parque de bomberos, para recorrer Itzea karrika, Altzate karrika, Eztegara pasealekua, Bidasoa karrika, San Esteban karrika, Gernikako arbola karrika y llegar hasta la Plaza del Ayuntamiento, donde se instaló el Belén viviente y donde los niños pudieron hablar con sus majestades, como había organizado la Comisión de Cultura.

Lesaka

En Lesaka sobre las seis de la tarde la Cabalgata de Reyes, con sus carrozas, recorría las calles de la localidad, para finalizar los actos en el frontón municipal, donde se pudo adorar al niño en el Belén viviente y también, conversar con los Reyes Magos.

Doneztebe

En Doneztebe los joaldunak de Zubieta abrieron el tradicional desfile que partió desde las escuelas, donde no faltaron las carrozas que acompañaban a los Reyes Magos, que llegaron montados en caballos. El estruendo de los joares anunció la llegada de sus Majestades, que comenzaron a recorrer las calles de la localidad para finalizar en el exterior de la Iglesia. No faltó el Belén viviente ni los caramelos para los más pequeños que entregaron sus majestades.

Elizondo

El Elizondo sobre las siete de la tarde la Cabalgata comenzaba e nla Residencia de Ancianos Francisco Joaquín de Iriarte, para continuar por la calle Santiago hasta Artesiaga y volver a la plaza por la calle Jaime Urrutia, donde se les dio la bienvenida. Tras adorar al niño en el Belén viviente instalado en los arkupes del ayuntamiento, los Reyes recibieron a los niños. No faltó el acompañamiento musical, con txistularis, Banda de Música de Elizondo, acordeonistas, gaiteros y carrozas. En el kiosko de la plaza se sortearon 20 cestas, que se habían elaborado gracias a las donaciones de los comercios del pueblo y alrededores.

Joaldunak

En Zubieta, Ituren y Aurtitz, los joaldunak protagonizaron como todos los años la noche de Reyes. Como es habitual, a altas horas de la madrugada se pudo escuchar el sonido de los cencerros, ya que los jóvenes llevan a cabo su particular celebración en la que no falta la colocación de los joares a todo el que quiera animarse.

En la actualidad son pocos los pueblos que celebran la Cencerrada de la noche de Reyes, antes habitual en muchas otras localidades de la comarca. En Doneztebe desde hace años una cuadrilla anima la noche con cánticos y el sonido de cencerros y cacerolas.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate