Diario Vasco

Dos goles de Borja Arregi sirven para darle la victoria al Doneztebe en Aibar

Borja Arregi remata de cabeza un saque de esquina que le valió empate.
Borja Arregi remata de cabeza un saque de esquina que le valió empate. / FOTOS TELLETXEA
  • El lunar de la victoria doneztebarra fue la lesión de su capitán Iker

El Doneztebe logró una importante victoria en Aibar, 1-2, en partido disputado en la tarde del domingo sobre un terreno de juego de reducidas dimensiones de hierba natural. Era una salida a un campo complicado en el que el Aibarés practica un juego directo y muy intenso y en el que es muy difícil combinar.

El Doneztebe era consciente de la dificultad del partido y salió con las ideas muy claras, jugando directos y perfectamente colocados. Los primeros minutos de tanteo ya demostraron que los doneztebarras querían mandar, pero a los cinco minutos, en un choque, el capitán Iker sufría un cabezazo en la nariz que le obligaba a dejar el campo. Beñat ocupaba su puesto y a los diez minutos sufrían un penalti en contra que adelantaba a los locales. El Doneztebe no se vino abajo y siguió trabajando el partido. A los cinco minutos, reaccionaban y conseguían empatar con un cabezazo de Borja a la salida de un saque de esquina. El gol sentó muy bien a los visitantes que con un juego práctico y directo dominaba el partido. A falta de 10 minutos, Borja era derribado dentro del área cuando se quedaba sólo ante el portero. El penalti lo transformaba el propio jugador adelantando a los doneztebarras de forma justa. Sin ocasiones claras para ambos equipos, sólo a balón parado se inquietaban mutuamente. El Doneztebe con un estilo totalmente opuesto al habitual se adaptaba a lo que requería el campo y el rival, dejando una buena imagen.

La misma tónica

En la reanudación la tónica fue la misma, viéndose mucha igualdad. Los cambios dieron aire al Doneztebe y mantuvieron el nivel. Difícil, ya que el ritmo era alto y la intensidad fuerte, con muchas segundas jugadas, caídas y disputas. Sin embargo los suplentes daban el tono. El Aibarés poco a poco fue apretando y demostraron el porqué en su campo es tan difícil puntuar. Con un público que apretaba mucho a los árbitros, y con un juego muy físico, empezaban a llegar por bandas, sobre todo por la izquierda con su mejor jugador. A falta de un cuarto de hora les regalaban una falta en la frontal del área y el disparo se iba a la cruceta en la ocasión más clara del Aibarés. El Doneztebe en alguna contra pudo matar el partido, pero el estado del campo impedía ejecutarlas de forma correcta.

Tocaba sufrir en los últimos minutos con un Aibarés volcado, pero el equipo se vaciaba defendiendo hasta conseguir los primeros puntos fuera de casa en forma de victoria. El lunar del partido estuvo en la lesión para el Doneztebe de su capitán Iker, que sufrió fractura y desplazamiento en la nariz, teniendo que ser atendido en el centro hospitalario, al que deseamos una pronta recuperación. Los doneztebarras siguen creciendo en cada partido y dejaban una gran impresión en Aibar, en un campo verdaderamente complicado. Esta semana le toca preparar el partido contra el Amigó para ver si son capaces de encadenar dos victorias consecutivas.

Doneztebe: Andoni Irazoki, Adrian Goñi (Marcos Azkarate), Iban Iturria (Diego Armando), Julen Retegi, Iker Irazoki (Beñat Leiza), Jon Sein, Javier Ostiz, Andoni San Martin, Jaime Sein (Mikel Retegi), Fermin Estanga y Borja Arregi.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate